El manoseo en la Sunedu



Otra perlita contra el despilfarro de los recursos públicos, a través de la publicidad estatal, lo encontramos en la Superintendencia Nacional de Educación Superior Universitaria (Sunedu), cuya jefa Flor Luna Victoria acaba de ser destituida, empero tras ello se ha puesto al descubierto una larga lista de irregularidades.

Algunas de ellas son la publicidad estatal y la sospecha de que se habría estado promoviendo un gigantesco negociado vinculado al otorgamiento de licenciamientos y acreditaciones a determinadas universidades públicas y privadas, hechos que se suman a las acusaciones de plagio sobre la persona de Flor Luna Victoria, aunque ella lo niega afirmando que solo asesoró una tesis.

No cabe duda que esta entidad −la Sunedu− tuvo especial manejo por parte del gobierno de Ollanta Humala, no solo porque fue creada durante esa administración sino por la acumulación de personal que se adscribe a la izquierda, incluso hay gente vinculada a Susana Villarán, desde donde se habrían “orientado” contratos y adquisiciones que han sumado una montaña de egresos del dinero público bajo el pretexto de la “reforma de la educación”. Lo cuestionable es que se haya destinado en tan corto tiempo, del 2015 al 2017, gastando incluso S/. 2 millones en un video que nunca se difundió. Este tipo de manejos administrativos han determinado que por unanimidad la Comisión de Educación del Congreso de la República pida facultades investigadoras.

En la revisión de los gastos por publicidad, a la luz de la información fidedigna con la que cuenta EXPRESO, se detectó un evidente dispendio, corroborándose que en el año 2015 se pagó la suma de S/ 2’194,986; en el 2016, S/ 310,727; y en el 2017 se gastaron S/ 2’560,933, a lo que se suman los gastos por contrataciones CAS, locación de servicios y consultorías, que durante el 2016 sobrepasaron los S/ 23’046,648.

En lo que respecta a las consultorías externas se llegó a S/ 24´145,964. Pero lo grave se reafirma en que para el 2017 se gastó en personal CAS más de S/ 30’501,316 y por consultorías la friolera de 26 millones de soles. A tiempo se ha advertido este tipo de despilfarros, pues para el presente año ya se había destinado S/ 39’482,853 para los trabajadores CAS mientras que para el pago a terceros 22 millones de soles.

De otro lado hay una larga lista de gastos en otros rubros, por ejemplo los de equipamiento, software y plataformas, que ya están en manos de los auditores y que arrojaría irregularidades, por lo que está justificado que el Pleno del Congreso le otorgue el pedido de facultades investigadoras a la Comisión de Educación.







Top
César Villanueva niega cambios en el Gabinete Ministerial

César Villanueva niega cambios en el Gabinete Ministerial