Dr. Luis Sánchez

Acerca de Dr. Luis Sánchez:

“CADA EDAD TIENE SU ENCANTO”

Todas las etapas del desarrollo de las personas son importantes para la construcción de una personalidad estable y definida, que no viva de la apariencia ni de una autoimagen que no obedece a la realidad de la persona por los miedos, temores e inseguridades de desnudarse tal como es la persona.

Porque los jóvenes quieren ser viejos y los viejos jóvenes, simplemente, en el desarrollo de su niñez y adolescencia no han sido gratificados  emocionalmente, no habiendo introyectado en su vida emocional “que valen por lo que son y no por lo que aparentan ser”. El núcleo estriba en la familia, su aprendizaje, la forma de percibir la vida, el valor que se le otorga a las personas y las cosas. Me acuerdo un caso que llega a consulta, en que la madre fatua, vivía de las apariencias, les decía a los hijos: “hay que vivir de la apariencia, nadie debe saber la verdad de las cosas”, ¿Cuál fue la consecuencia? Los hijos vivían del qué dirán, habían perdido su autenticidad. Pero en el fondo, lo que sentían es el temor de ser rechazados, no ser admitidos en el grupo social, por lo general buscaban amistades de estatus sociales distintos para sentirse bien y todo este comportamiento era producto de no habérseles enseñado a decir la verdad.

La preocupación por la persona es parte del concepto de sí mismo, empero cuando existen excesos se convierten en obsesiones que afectan la vida emocional, manifestándose en aislamiento, angustia y desesperación. Tenemos los casos de algunos varones que no les agrada decir la edad, que han nacido en los Andes o la selva, que las canas que cubren sus cabellos son teñidas, las arrugas son disimuladas por la cirugía, visten achibolados, bailan como adolescentes y todo el mundo se da cuenta que quieren aparentar que no han llegado a una edad madura, tremenda ridiculez, el ser humano tiene que aceptarse y ser aceptado tal como es y no como aparenta ser lo que no es.

Igual sucede con las mujeres, si la naturaleza humana no les ha otorgado un buen ‘derrier’ se colocan almohadillas o se aumentan los glúteos, si no tienen pestañas se colocan postizas, si su estatura es baja usan tacos altos, se aumentan los senos y cuando llegan a su casa se les cae todo.

Cada edad tiene su encanto, el ser humano debe admitirse como es y eso lo hace interesante hacia sí mismo y hacia los demás, la falta de autenticidad conlleva a la infelicidad.

ico-columnistas

Más artículos relacionados

Top
Viaje de congresistas a Rusia genera descrédito

Viaje de congresistas a Rusia genera descrédito