NO PASA NADA

  • Fecha martes 13 de febrero del 2018 | 3:25 am
  • Tag

“Si Perú no acata fallo de Corte Interamericana sería un país paria”, nos advierte ese gran maestro del derecho, de fama mundial dicho sea de paso, el chakano Marcial Ayaipoma. ¿País paria? ¿De dónde ha sacado eso? ¿Qué investigación empírica o data creíble lo sustenta? Tal vez no sepa el toledista –y los caviares lo oculten– que hay países como Colombia, Ecuador, Argentina, la misma Costa Rica o República Dominicana que han desacatado fallos de la citada corte y no ha pasado nada.

CASO FONTEVECCHIA

¿Quieren estos señores pruebas de lo que señalamos? Ahí va: en el caso de Fontevecchia y Milagro Sala la Corte Interamericana quiso entrometerse en asuntos de la Corte Suprema de Argentina, tratando de hacer valer la Convención Americana por encima de la Constitución del país del Plata. ¿Y qué paso? Simplemente allí ignoraron el fallo supranacional. Y no pasó nada porque las legislaciones nacionales se basan en su Carta política y solo supletoriamente en la legislación internacional, anotaron en Argentina.

EN ECUADOR

En Ecuador está el caso Sarayacu del ambientalismo indígena, tan fuerte en ese país. La CIDH dictó medidas cautelares, pero el Estado ecuatoriano las desoyó. En julio de 2004, la Corte Interamericana fue más allá con medidas a favor de los nativos y no les hicieron caso. Ecuador retomó en su propia jurisdicción el tema y llegó a acuerdos razonables que la izquierda oenegera trató de hacerlos ver como de complimiento total del fallo de la Corte IDH. Falso.

TAMBIÉN COSTA RICA

Costa Rica es otro caso emblemático sobre la negativa oficial a legalizar la práctica de la fecundación ‘in vitro’ entre 1995 y 2000. La Corte Interamericana sentenció a favor de dicha práctica y sostuvo que se habían violado los derechos a la vida en perjuicio de Grettel Artavia Murillo y otras 17 personas. Sin embargo, una sentencia de la Sala Constitucional costarricense mantuvo la prohibición general del ‘in vitro’ y la Corte Interamericana tuvo que adecuar su fallo a las nuevas condiciones. Y no pasó nada.

PISANDO TIERRA

En República Dominicana una sentencia de la Corte Constitucional de este país declaró inválida la adhesión del país a la Corte Interamericana que falló contra esta isla caribe sobre el caso de varias personas dominicanas y haitianas expulsadas, entre ellos niñas. El caso puede ser muy discutible, pero la citada Corte de San José de Costa Rica tuvo que pisar tierra, más allá de las presiones internacionales.

50 % DE INCUMPLIMIENTOS

El legislador andino Rolando Sousa calcula que los incumplimientos de la resoluciones de la Corte IDH es de aproximadamente 50 %; el cumplimiento total era hasta hace poco de 36 %, afirma, y el cumplimiento parcial llegaba al 14 %. Este tema será tratado en extenso por EXPRESO, así que no asusten al Perú con que el incumplimiento de un fallo de la Corte Interamericana convierte al país en paría. Recontra falso.

ESPERANZADOS

Sin duda la bancada de Nuevo Perú aún mantiene viva la esperanza de encontrar el consenso que le permita dar trámite a su pedido de vacancia contra Pedro Pablo Kuczynski. El vocero de esta agrupación, Alberto Quintanilla, dijo que a partir del 19 de este mes se reinician las reuniones con las bancadas para conseguir las firmas que necesitan y aclaró que la moción que propugnan será ingresada oficialmente antes de finalizar este mes.

SE SUBE AL COCHE

El expresidente Alan García volvió a referirse a los casos de violación a menores de edad. En esta ocasión, recordó que en el 2006 presentó un Proyecto de Modificación Constitucional para que se apruebe la pena de muerte a los violadores que asesinen a sus víctimas, pero que ‘el Congreso ignoró al pueblo y lo archivó’. “¡A cuántos niños habríamos salvado y a cuántos malditos habríamos castigado!”, escribió en Twitter. Sin embargo, varios internautas le recordaron a García que la presidencia del Legislativo estuvo a cargo de su partido los cinco años de su gestión.

UN TRAGUITO

Más de una carcajada generó entre los miembros de la Comisión de Fiscalización del Congreso, las apreciaciones del congresista Rolando Reátegui respecto a que Emerson Fasabi no era un beodo. “Todos tenemos derecho a tomarnos dos traguitos”, comentó. Un integrante de la referida comisión dijo que el motivo de tanta risa fue que en ese momento los legisladores recordaron aquella escena cuando Reátegui llegó al Parlamento (supuestamente) con un traguito de más. “Por algo lo dice”, dijo el mal pensado legislador colega de Reátegui.

Noticias relacionadas

Noticias de una categoría relacionadas

Top