Ate: dueño de taller pirotécnico perdió a toda su familia en explosión

Vecinos señalaron que propietario tiene otros inmuebles donde almacena productos peligrosos.

Las cinco personas que fallecieron en el depósito clandestino de pirotécnicos que estalló y se incendió en Ate Vitarte la tarde del viernes son familiares del dueño del negocio, identificado como Antonio Orosco, según manifestaron sus vecinos.

Otras seis personas resultaron heridas y dos de ellas tienen quemaduras en el 70% del cuerpo, por lo que su condición es crítica.

Moradores de la zona, que también resultaron damnificados, lamentaron que en el siniestro hayan perdido la vida cinco personas, familiares del dueño del almacén, entre ellos la esposa y el hijo de Orosco, que era menor de edad.

Lea la nota completa en nuestra versión impresa o en nuestra versión digital, AQUÍ.

Mira más contenidos siguiéndonos en FacebookTwitter Instagram, y únete a nuestro grupo de Telegram para recibir las noticias del momento.