Caso Eyvi Agreda: Sujeto que quemó a mujer en bus iría 25 años a prisión
A+

Una sentencia de 25 años de prisión recibiría el cocinero Carlos Javier Hualpa Vacas (36), quien fue detenido por la Policía la mañana de ayer tras ser sindicado como el autor de las quemaduras sufridas por la joven Eyvi Liset Agreda Marchena (22), la noche del martes, en un ómnibus de transporte urbano, en el distrito de Miraflores.

Hualpa Vacas fue detenido en el frontis de su domicilio, en la urbanización El Progreso, en el distrito de Carabayllo, informó el jefe de la Región Policial Lima, general PNP Gastón Rodríguez.

Agentes policiales montaban guardia en los exteriores de su centro de trabajo y también en su vivienda de prolongación Miguel Grau, en Carabayllo, pero al saber que no se presentaría a trabajar se concentraron en su casa.

“Se montó vigilancia en su centro laboral, al que debía ingresar a las 09:00 horas; pero al conocerse que se excusó de ir a trabajar porque dijo que la noche anterior había sufrido un accidente, reforzamos nuestra hipótesis”, explicó el general Rodríguez.

El oficial dijo que, al momento de su captura, se comprobó que Hualpa Vacas tenía una quemadura en el brazo izquierdo, como lo refirió uno de los testigos del hecho.

Agregó que el chofer del bus donde se perpetró el ataque había declarado que el agresor de la joven escapó del lugar con el brazo izquierdo en llamas.

CONTRADICCIONES

El jefe policial dijo que el presunto autor de la agresión no supo explicar el origen de su lesión y cayó en contradicciones.

Rodríguez dijo que si bien el detenido negó su responsabilidad, hay muchos indicios que refuerzan la hipótesis policial sobre la autoría del ataque.

Una de las versiones que formuló es que sufrió un accidente cuando cocinaba en su casa, pero también dijo que se quemó porque estaba muy nervioso al percatarse que se daba su nombre como sospechoso. “Cuando nadie lo había mencionado con certeza y solo habíamos dado su segundo nombre de pila”, explicó el oficial.

Lo cierto es que no supo decir dónde fue atendido de la quemadura que presenta, la cual está vendada previa aplicación de una sustancia, probablemente para aliviarle el dolor.

Cabe indicar que el supuesto atacante y la víctima se habían conocido en un restaurante, concesionario de una universidad, donde él laboraba. Hace tres semanas comenzó el acoso, pero esto no fue denunciado a la Policía. Según las autoridades, el detenido no presenta antecedentes policiales.

También se señaló que en una ocasión su hermana Sandra Aguirre Marchena salió a auxiliar a Eyvi, quien llegaba a su casa abordo de un mototaxi muy asustada porque la estaban siguiendo.

Sandra alcanzó a ver en otro mototaxi a un sujeto con casaca y capucha, vestido en forma similar a la descripción del hombre que atacó el martes a la joven en el bus.

El presunto agresor fue trasladado a la División Policial de Investigación Criminal  (Depincri) de Miraflores, donde es sometido a los interrogatorios correspondientes.

El sospechoso fue identificado gracias a información proporcionada por la familia de la víctima. Con el nombre del sujeto se ingresó al WhatsApp de Eyvi Agreda y su hermana pudo reconocer la foto del presunto agresor.

ALEVOSÍA Y FEROCIDAD

El penalista Luis Lamas Puccio sostuvo que Carlos Hualpa recibiría una sentencia de 25 años de prisión si es hallado culpable del delito de intento de feminicidio.

Señaló que este es un caso típico de tentativa de feminicidio en el que el sujeto actuó de manera alevosa, premeditada y con un accionar bastante feroz.

“Rociar a una persona con combustible y prenderla, denota una actitud particularmente despiadada y un tremendo contenido de ferocidad”, manifestó.

Explicó que el accionar de Hualpa ha podido tener mayores consecuencias porque al incendiar un ómnibus que transportaba un importante número de personas hubiera podido convertirse en una tragedia.

Lamas no descartó, sin embargo, que este sujeto sea declarado inimputable si los especialistas determinan que sufre de graves alteraciones mentales.

REQUIERE 10 OPERACIONES 

Al menos 10 intervenciones quirúrgicas necesitará la joven Eyvi Agreda, afirmó el gerente de la Red Asistencial Almenara, Luis Bromley.

La joven se encuentra en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) del hospital Guillermo Almenara y la misma noche del martes fue sometida a una operación en las extremidades superiores; mientras que la mañana de ayer fue intervenida en el tórax, detalló.

Agreda tiene afectado el 60 % del cuerpo, incluido rostro, cuello y tronco. Además, tiene comprometidas las vías aéreas y se teme -como suele suceder en estos casos- que luego se vean comprometidos sus riñones e hígado. Ella continúa inconsciente y se le aplica ventilación asistida. Se le han administrado sedantes para evitar el dolor debido a sus heridas.

Bromley dijo que se está tratando de que la joven recupere sus funciones vitales, lo que tardará algunos días; pero el tratamiento que requerirá se prolongará por varios meses.

En cuanto a otro herido en el mismo ataque del martes y que es atendido en ese nosocomio, Julio Aroapaza, de 69 años, el galeno señaló que también fue operado y que tiene quemaduras en la cabeza y cuello, de segundo y tercer grado.

 

OTROS DIEZ AFECTADOS

El ataque contra Eyvi  Agreda ocurrió en el cruce de las avenidas 28 de Julio y Paseo de la República, en Miraflores. Ella se encontraba en un bus de la línea 8 cuando su agresor le arrojó gasolina y le prendió fuego. Las llamas afectaron también a otras diez personas que sufrieron  quemaduras en diversas partes del cuerpo.