EsSalud: salvan vida de menor al extraerle tumor de 11 kilos del ovario derecho
A+

En lo que va de la pandemia, EsSalud ha atendido múltiples emergencias NO COVID como la que vivió Nayely.  La adolescente llego con un tumor gigante de 40 centímetros y 11 kilos  en el ovario derecho; pero tras extirparlo en una cirugía de alta complejidad realizada por los especialistas del Hospital Nacional Almenara, es ahora dada de alta para alegría de su familia pero sobre todo de Jaime Rufino quien tendrá el mejor día del padre con su hija sana y salva.

Nayely Rufino, adolescente de 12 años, evidencio un mal que crecía en ella día a día. Su padre, temiendo lo peor y al desconocer la cobertura de su seguro social de Essalud, en un primer momento pensó en buscar un médico particular y la desesperación lo llevo a querer hipotecar su casa para obtener los suficientes recursos económicos; estaba dispuesto a todo con tal de salvar la vida de su primogénita,  pero gracias al asesoramiento oportuno le indicaron que en el Hospital Guillermo Almenara del Seguro Social de Essalud, los especialistas resolverían el problema que aquejaba a su hija.

PUEDES VER: Minsa inicia acciones para mejorar la donación voluntaria de sangre

El doctor Alberto Salazar, médico del Servicio de Cirugía Pediátrica del Hospital Almenara, explicó que la joven ingresó por emergencia, se le hicieron todos los estudios correspondientes: análisis, riesgo quirúrgico, tomografía y marcadores tumorales, entonces se programó la cirugía el 09 de junio. Esta intervención  duró tres horas, se halló una tumoración gigante que pesaba 11 kilos  y medía 30 x 40 centímetros, que nació en el ovario derecho.

Salazar explicó que la técnica utilizada en la cirugía tenía que ser la convencional debido a su gran tamaño, cirugía abierta cuya incisión alcanza una cicatriz de 30 centímetros de largo de manera vertical en la cavidad del abdomen, lo que permitió la extirpación total del tumor gigante que llevaba la adolescente.

El doctor precisa que el 20% de las cirugías pediátricas  practicadas en el Almenara, corresponde a tumoraciones abdominales, y de este porcentaje el 5% se realiza en zona pélvica y es de alta complejidad como el caso de Nayely. La estadística arroja además que los más frecuentes son de órganos como el riñón o el hígado, tumores abdominales benignos que ocurren a cualquier edad.

Afortunadamente pese a la trabajosa intervención, en esta pequeña se extirpo con éxito el tumor,  queremos pedirle a los padres a estar muy atentos para poder hacer un diagnóstico oportuno en los niños que presentan tumoraciones abdominales”, acotó el especialista.

Cabe precisar que Nayely no vera complicarse, si es su deseo a futuro, convertirse en mama, pues el otro ovario cumplirá esa funcionalidad. Además, el especialista resaltó que la recuperación en los niños es óptima y rápida.

El promedio general de un paciente pediátrico para ser dado de alta es de una semana como máximo, al segundo día luego de la cirugía los niños ya están ingiriendo alimentos y al tercer día caminando, los demás días son de monitoreo para su pronto regreso a casa.

Por otro lado, la facilidad en los niños de reacomodar los tejidos sin ninguna complicación, ayuda notablemente a su recuperación; los cuidados de la cicatriz para evitar la infección de la herida, comprenden la limpieza diaria y una alimentación balanceada, sin dejar evidencia queloide, que es más frecuente en los adultos.

Finalmente el padre de Nayely señalo emocionado que “está muy agradecido con todos los especialistas por su gran labor con mi hija, lo rápido que la operaron luego de entrar por emergencia, sin saber que aquí en el hospital Almenara la ayudarían, no me canso de agradecerles enormemente el esfuerzo de todos”.

Para más información, adquiere nuestra versión impresa o suscríbete a nuestra versión digital AQUÍ.

Puedes encontrar más contenido como este siguiéndonos en nuestras redes sociales de Facebook, Twitter Instagram.