“Fiscalía perdió registros de visitas de mi hermano”
A+

Renato Díaz, hijo del fundador del emporio de Gamarra, Vicente Díaz Arce, denunció que la Fiscalía ha perdido los registros de visita de su hermano Bruno Díaz Squindo al despacho de la fiscal Marita Barreto, lo que demostraría un complotr en contra de su padre.

“Aconsejo a mi hermano Bruno que se entregue a la justicia porque tiene orden de prisión efectiva. Que deje de confabularse con fiscales de lavado y sus testaferros para perseguir a mi padre y quitarle sus bienes. Hay gente que especula que la fiscal Marita Barreto le entregaría la administración de una galería y de la casa de Monterrico que él tanto ambiciona, como sucedió con un predio de La Victoria entregado a uno de los hermanos Paredes”, dijo Díaz.

Sostuvo que la Fiscalía habría inducido interesadamente a Bruno Díaz a error, y que se no explica cómo los fiscales de Lavado de Activos le creen sus “cuentazos” mientras que en el Poder Judicial demuestra lo contrario y lo condena por difamar y falsificar documentos.

“Mi hermano y sus testaferros ya fueron sentenciados y perdieron juicios hace años, pero ahora vuelven a la carga usando un tema familiar y el Ministerio Público se presta a esa maniobra”, alertó.

“Bruno es testigo y debe obrar dentro de la ley. Pero qué transparente puede ser la Segunda Fiscalía de Lavados si acaba de perder varios libros del registro de visitas que consignaban los ingresos de mi hermano Bruno al despacho de la doctora Barreto”, agregó.

“El Ministerio Público a la par que incautaba a mi padre su casa de Monterrico, construida en 1966, pedía 36 meses más de investigación para sacarlo de escena y hacerse de sus bienes. Con seguridad le digo que mi padre es víctima de mi hermano, de sus testaferros y sus amigos fiscales. Los que lo denuncian antes perdieron juicios y solo quieren los bienes que mi padre construyó antes que nacieran”, afirmó.

 

CORTE IDH

“El Fiscal de la Nación tiene que dar una explicación acerca de cómo y por qué se perdieron esos registros en su institución. Es un atentado a la objetividad de las investigaciones por parte de la doctora Marita Barreto”, dijo Renato Díaz, quien no descarta recurrir a la Corte Interamericana de Derechos Humanos.

ESCRITO POR JOSÉ BRICEÑO ABANTO