Niño de 4 años recibió el alta definitiva tras recibir parte del hígado de su padre
A+

A su corta edad, el pequeño Alejandro de 4 años, necesitó con urgencia un trasplante de hígado para sobrevivir y superar la falla hepática que lo sorprendió a pocos días de Navidad. El pasado 22 de diciembre, los estudios clínicos realizados en el Hospital Edgardo Rebagliati del Seguro Social confirmaron que sí era compatible para donar ese órgano a su hijo, sometiéndose de inmediato a una exitosa operación de trasplante que le devolvió la sonrisa al niño y la oportunidad de cumplir sus sueños.

Un día después de las evaluaciones que corroboraron la compatibilidad para el trasplante, el Equipo Muldisciplinario de la Unidad de Trasplante Hepático Pediátrico de este establecimiento de salud, conformado por cirujanos, anestesiólogos, cardiólogos, enfermeras y tecnólogos médicos, procedió a ingresar al paciente pediátrico a sala de operaciones. El pequeño recientemente recibió el alta médica definitiva luego 45 días de realizada la cirugía.

Varios episodios como vómitos, hinchazón de estómago y un color amarillo repentino en el rostro del menor, alertaron a sus papás, de que algo pasada en su organismo y que requería atención médica especializada inmediata. La vocera de EsSalud, la Dra. Ana Muñoz, explicó, que, al llegar a este centro hospitalario procedente de la provincia de Huacho, el personal médico, determinó que la salud del paciente se encontraba en situación crítica por una infección causada por Hepatitis A.

PUEDES VER | Recomendaciones para mantener una correcta vigilancia diagnóstica sanitaria en el Perú

“En la actualidad el pronóstico del niño es excelente. Nos sentimos contentos de que a pesar de todas las dificultades impuestas por la pandemia Covid-19, se haya podido beneficiar con esta intervención y vuelva a su hogar recuperado, estamos felices por eso”, agregó, la Médico Asistencial del Hospital Rebagliati.

Resaltó, que, ante la escasez de donantes pediátricos, los avances y técnicas médicas actuales, permiten utilizar segmentos de un hígado adulto (habitualmente del padre o la madre) para concretar la intervención.

Por su parte, Joaquín Jaimes Pino (22), expresó, que como papá se siente muy reconfortado, y satisfecho de haber donado ese órgano a su engreído. “Me siento bien contento de haber hecho algo por mi hijo. Agradezco a todos los doctores que estuvieron en la cirugía y que están pendientes en mi recuperación y la de mi niño, agradecido de corazón por esta segunda oportunidad de seguir con él”, mencionó.

PUEDES VER | El confinamiento y sus efectos en las parejas

Los médicos tratantes y personal asistencial celebraron con aplausos y vivas el alta definitiva de Alejandrito, quien abandonó el nosocomio muy feliz, de la mano de sus papás Ricardo y Leydi Bustamante. Por el momento la familia permanece en la capital para acudir a las evaluaciones post operación de trasplante.

DONAR ES UN ACTO DE AMOR AL PRÓJIMO

A pesar del período de emergencia sanitaria que vivimos, el Seguro Social, continúa trabajando en la búsqueda de alternativas terapéuticas en pacientes con enfermedades terminales que requieren trasplantes. Asimismo realiza campañas a nivel nacional, orientadas a sensibilizar a las familias sobre la importancia de donar órganos y tejidos como un acto voluntario, solidario y anónimo que salva vidas.

Desde el 2016 a la fecha, en el Hospital Rebagliati de EsSalud, se han realizado treinta y cinco (35) trasplantes de hígado pediátrico con excelentes resultados y ocho (08) de ellos durante el presente año. Actualmente, se han adaptado nuevos protocolos y procedimientos de atención con características específicas debido a la pandemia por el nuevo coronavirus.

Para más información, adquiere nuestra versión impresa o suscríbete a la versión digital, aquí.

Puedes encontrar más contenido como este siguiéndonos en nuestras redes sociales de Facebook y Twitter.