SJM: clausuran bares clandestinos por atender en toque de queda
A+

Atendían al público en pleno horario de inmovilización social obligatoria y sin importar que el covid-19 cundiera entre sus paredes. La Municipalidad de San Juan de Miraflores, con el apoyo de la Policía Nacional, clausuró tres bares clandestinos de la avenida Torres Paz e intervino a 34 personas por infringir las medidas sanitarias impuestas por el Gobierno Central.

En el primer establecimiento llamado “Junior”, el personal edil halló a 11 personas libando cerveza sin medidas de protección. Asimismo, a pocos metros, las autoridades intervinieron a ocho ciudadanos en una cantina clandestina de nombre “Mari Producciones”, que operaba bajo la fachada de una inocente tienda.

PUEDES VER | En medio del estado de emergencia, veinte personas son intervenidas en una fiesta en Comas

Finalmente, en un edificio, agentes de la comisaría de Pamplona I y personal de la municipalidad, allanaron un inmueble donde más de 15 vecinos consumían licor e internaron huir de la ley subiendo hasta el piso más alto del inmueble. Los tres locales fueron clausurados y los intervenidos recibieron multas.

En el operativo conjunto participó personal de Fiscalización, Salud Pública, Gestión del Riesgo de Desastre, Serenazgo y la Policía, quienes combaten en primera línea la propagación del coronavirus.

PUEDES VER | COVID-19: jóvenes que luchan por sus vidas en hospitales de EsSalud hacen un llamado a la reflexión

“Seguimos vigilantes para que la población respete las medidas sanitarias y el horario de inmovilización. No bajaremos la guardia y permaneceremos férreos con las medidas”, manifestó Cristina Nina, alcaldesa de San Juan de Miraflores.

Para más información, adquiere nuestra versión impresa o  suscríbete a la versión digital, aquí.

Puedes encontrar más contenido como este siguiéndonos en nuestras redes sociales de  FacebookTwitter e Instagram.