Alfredo Vignolo

Acerca de Alfredo Vignolo:

Periodista; Presidente de la Fundación Ética Periodística y Presidente de la Comisión Patriótica para la Defensa del Mar de Grau.





EL INTERÉS SUPERIOR DEL NIÑO

  • Fecha Sábado 17 de Agosto del 2019
  • Fecha 9:22 pm

El principio del interés superior del niño, es un conjunto de acciones y procesos enfocados en garantizar un desarrollo integral y una vida digna.

Es una garantía sine quanon de los niños, antes de tomar una medida respecto de ellos, tienen necesariamente que adoptarse aquellas que promuevan y protejan sus derechos y no los que los conculquen.

Entendamos que el interés superior del niño es un concepto triple, es un Derecho del niño a que su interés superior sea una consideración que prime al sopesar distintos intereses para decidir sobre una cuestión que le afecta.

Es un principio porque, si una disposición jurídica admite más de una interpretación, se elegirá la interpretación que satisfaga de manera más efectiva el interés superior del niño.

Y es una norma de procedimiento, siempre que se deba tomar una decisión que afecte el interés de los niños, el proceso deberá incluir una estimación de las posibles repercusiones de esa toma de decisión en los intereses de los niños. La evaluación y determinación de su interés superior requerirá garantías procesales.

El concepto del interés superior del niño aparece en diferentes tratados internacionales, como la Declaración de los Derechos del Niño de 1959, párrafo 2do., la Convención sobre la eliminación de todas las formas de discriminación contra la mujer, Artículos 5 b y 16, párrafo 1d y la Convención sobre los Derechos del Niño, Artículo 3, párrafo 1.

Si uno no lucha por los Deberes y los Derechos de nuestros hijos ¿Creen que un tercero lo va a hacer?

Gloria Montenegro, ministra de la Mujer y Poblaciones Vulnerables, señaló muy alegremente “Con sus hijos sí me meto, y me comprometo con ellos para que sean personas de bien, exitosas, y para que aprendan que en la diversidad y el respeto está el éxito del país, de las instituciones, de las escuelas”.

La ministra Montenegro, nunca leyó la Constitución Política, el Código Civil, la Ley General de Educación y la Convención de los Derechos del Niño, al quedar como una iletrada en materias constitucionales, jurídicas y supranacionales.

La educación de nuestros hijos, es de exclusiva responsabilidad nuestra como padres de familia, por lo tanto la ministra no tiene ninguna facultad, por una simple razón no es ni su Deber y menos su Derecho.

La Constitución Política, prevé en su Artículo 13 que “Los PADRES DE FAMILIA tienen el DEBER DE EDUCAR A SUS HIJOS y el derecho de escoger los centros de educación y de participar en el proceso educativo”.

El Código Civil en su Artículo 235, contempla que “Los PADRES ESTÁN OBLIGADOS a proveer al sostenimiento, protección, EDUCACIÓN Y FORMACIÓN DE SUS HIJOS menores según su situación y posibilidades”.

La Ley General de Educación señala que “Los PADRES DE FAMILIA, o quienes hagan sus veces, TIENEN EL DEBER DE EDUCAR A SUS HIJOS y el derecho a participar en el proceso educativo y a elegir las instituciones en que éstos se educan, de acuerdo con sus convicciones y creencias”.

La Convención sobre los Derechos del Niño, en su Artículo 18, consagra que “Los Estados Partes pondrán el máximo empeño en garantizar el reconocimiento del principio de que AMBOS PADRES TIENEN OBLIGACIONES comunes en lo que respecta A LA CRIANZA Y EL DESARROLLO DEL NIÑO. Incumbirá a los padres o, en su caso, a los representantes legales la responsabilidad primordial de la crianza y el desarrollo del niño. Su preocupación fundamental será el interés superior del niño”.

Finalmente hay algo que no está escrito en ninguna ley ni norma, es el amor que hay que profesar a los niños, eso es más que suficiente.

 





ico-blogueros-2018

Más Blogueros





Top
Más de 20 bandas criminales de Venezuela han ingresado al país

Más de 20 bandas criminales de Venezuela han ingresado al país