Ballet Nacional cumple 50 años
A+

El Ballet Nacional del Perú busca alejarse de las “compañías museo” y adoptar una identidad marcada por el neoclasicismo, con coreografías propias, al cumplir este año su 50 ani­versario en los escenarios, según explicó a Efe su director, Jimmy Gamonet.

La compañía tiene 58 bailarines profe­sionales, entre los cuales hay 12 extran­jeros procedentes de Colombia, Cuba, Chile, Ecuador, Estados Unidos y Vene­zuela, que se presentan habitualmente durante cuatro temporadas al año.

Al cumplir el medio siglo, el Ballet Na­cional está “redefiniendo su identidad”, indicó Gamonet, después de haber em­pezado su andar como “una compañía con un eclecticismo muy fuerte en sus principios“.

Entre los directores que el Ballet Nacio­nal ha tenido en sus 50 años estuvie­ron Kaye MacKinnon, Carmen Muñoz, Martha Ferradas, Vera Stastny, Stella Puga y Olga Shimasaki.

Gamonet señaló que “ahora más bien se ha incorporado la línea neoclásica“ y que el énfasis es la creación de un nuevo repertorio.

“El propósito de la compañía, bajo mi dirección, no es la de convertirla en una compañía museo, (pues) el nivel técnico de los bailarines tiene que ser tal que pueda permitir justamente la investigación, no solo del ballet del siglo XIX,” del gran repertorio uni­versal, sino también poder presentar trabajos nuevos“, afirmó.

En el cuerpo de baile actual figuran ar­tistas que trabajaron con Gamonet en el Miami City Ballet, en el que laboró 15 años como coreógrafo y maestro, como Grace Kelly Cobian y Rina Barrantes, al­gunas de las bailarinas peruanas princi­pales del Ballet Nacional.

La compañía presentó una función di­dáctica, abierta al público, en la que pre­sentó Amigos de Giselle, Pas de deux de Sueño de una Noche de Verano y Suite de Don Quijote, entre otras piezas clási­cas, para tener un acercamiento con el público joven.

Además, en la temporada que iniciará en septiembre próximo Gamonet pre­sentará algunas de sus coreografías inéditas como Purple Blend II, Partita y Bach en III Movimientos.