Caso Lomas de Ilo: habrían configurado organización criminal
A+

Por: Franco Mori Petrovich

A la par de las investigaciones que continúan en el equipo especial Lava Jato contra el presidente Martín Vizcarra, la Fiscalía Anticorrupción ha dado un nuevo paso. Recientemente, el fiscal coordinador nacional de este subsistema, Omar Tello, requirió a la Fiscalía Provincial de Moquegua la acumulación de la carpeta N° 142-2014, a cargo de Roberto Giraldo, con la carpeta N° 7-2020, que tiene como responsable al fiscal anticorrupción Elmer Chirre.

Cabe señalar que esta indagación tiene que ver con supuestos actos ilícitos cometidos por Vizcarra, cuando estuvo al mando del Gobierno Regional de Moquegua, funcionarios públicos y ejecutivos de las empresas Obrainsa y Astaldi.

El pedido de Tello se formuló en medio de un clima de pugnas al interior del Ministerio Público, pues tanto el equipo especial Lava Jato como la Fiscalía Anticorrupción disputan el liderazgo sobre las denuncias que pesan contra el mandatario. La Fiscalía de Moquegua, sin embargo, no ha llegado a buen puerto cuando se trata de investigaciones contra Vizcarra y, más bien, ha archivado más de un caso. Ejemplos de ello, hay varios.

EXPRESO abordó, en su momento, el archivamiento por parte del fiscal José Domingo Pérez de la indagación contra Vizcarra por el caso ‘Moqueguazo’. Asimismo, cabe recordar que la mencionada fiscalía provincial archivó, hasta en tres oportunidades, las denuncias que en esta región se formularon contra Vizcarra por cuestionamientos sobre la obra Hospital de Moquegua.

Para que la denuncia en torno a supuestos actos de corrupción en el proyecto Lomas de Ilo no corra la misma suerte, el fiscal Omar Tello se aseguró con una medida. En este sentido, requirió al despacho de Giraldo que reabra la información contenida en la carpeta fiscal 142-2014, que se encontraba rumbo al olvido. Así, todo lo allí avanzado pasará a manos del fiscal Elmer Chirre, del tercer despacho de investigación de la Fiscalía Anticorrupción.

“Esta Fiscalía Superior dispone: Declarar que sí corresponde a la Fiscalía Supraprovincial (…), asumir el conocimiento de la C.F. N° 142-2014 que se encuentra en la Fiscalía Provincial de Moquegua”, indica el oficio por Tello enviado a Giraldo el 21 de octubre y al que EXPRESO ha tenido acceso.

Además, establece en una segunda disposición “acumúlese la carpeta 142-2014 a la carpeta 7-2020 que viene siendo tramitada en el tercer despacho de investigación de la Fiscalía Supraprovincial”. Tello subraya que será Chirre “quien efectúe el reexamen de la citada investigación”.

Ambas carpetas, explicó el representante del Ministerio Público, “versan sobre el mismo marco fáctico de imputación, esto es, todo lo relacionado al proceso de contratación del proyecto “Construcción de la Línea de conducción N° Jaguay – Lomas de Ilo” y el sistema de riego I Etapa del Proyecto “Ampliación de la Frontera Agrícola Lomas de Ilo Moquegua”.

RESPUESTA DE MOQUEGUA

En atención a lo requerido por Tello, el fiscal provincial Roberto Giraldo dispuso que, dada la gravedad del caso, concierne el traslado a Lima de todo el material obtenido por la Fiscalía de Moquegua.

Giraldo reconoce que el caso es de suma “complejidad, repercusión nacional y competencia trascendente a más de un Distrito Judicial”, por lo que “corresponde remitir los actuados de la presente carpeta fiscal y solicitar la autorización del desplazamiento [de una comitiva a Lima]”.

Con esto, desde el 21 de octubre, se iniciaron las gestiones para desarchivar la carpeta fiscal 142-2020, que se encuentra contenida en el Archivo Central del Distrito Fiscal Moquegua, con el objetivo de acumularlo en una sola carpeta: la 7-2020.

Una vez que haya sido recuperada, se tramitará el itinerario de viaje de la comitiva que integrarán el fiscal Roberto Giraldo y su asistente en función fiscal, Erick Pamo.
“El fiscal que suscribe dispone remitir los actuados de la presente carpeta fiscal al tercer despacho de la Fiscalía Supraprovincial (…), con sede en la ciudad de Lima, para que proceda con su acumulación”, reza el oficio del fiscal Giraldo.

Giraldo tiene bajo su liderazgo, además, dos investigaciones adicionales que involucran también a Vizcarra. Una es la carpeta fiscal N° 66-2015, respecto del presunto pago indebido de más de 41 millones de soles para ICCGSA-Incot y que tiene a más de 15 funcionarios públicos implicados en una supuesta negociación incompatible. La segunda es la carpeta fiscal N° 266-2020, en la que se indaga en el pago ilícito a favor del otrora gobernador regional por parte del mencionado grupo constructor.

ORGANIZACIÓN CRIMINAL

De acuerdo con el oficio de Tello, la carpeta fiscal N° 142-2014 contempla la hipótesis de que se habría configurado una organización criminal para los actos de corrupción cometidos en Lomas de Ilo.

“Para que pueda confeccionarse los procesos pre y post contractuales, necesariamente requieren la convergencia de un grupo de intervinientes, pertenecientes tanto a la esfera estatal como a la esfera privada, quienes al contar cada quien con un rol definido, llegaron a la participación en el hecho delictivo, por lo que el elemento (…) sí se avizora”, sostiene Tello.

El fiscal describe que los 8 requisitos para configurar una organización criminal sí se constituyeron en el caso Lomas de Ilo. Estos son: constitución por tres o más personas, permanencia, especial forma de estructuración, planificación, redes de protección, movilidad internacional, fuentes de apoyo y fin lucrativo.

“[Los involucrados] actuaron guiados en base a una planificación táctica y operativa que les permitió llegar a cometer sus cometidos delictivos, ya sea a corto o mediano plazo, para cuyo efecto tuvieron que valerse de las redes de protección que contaban para aquel entonces”, añade.

De esta manera, el fiscal advierte que las informaciones hasta el día de hoy conocidas constituyen delitos graves. “Al respecto, para efectos de la presente resolución, debe considerarse como graves a los siguientes delitos: colusión agravada y peculado doloso (…) La carpeta fiscal 142-2014 es una investigación con rasgos particularmente graves”, concluye el fiscal.

PAGO ILÍCITO

Como no hay mal que dure mil años, octubre fue el mes del milagro: destapes periodísticos dieron cuenta de que el presidente Martín Vizcarra, cuando fue gobernador regional, habría recibido un pago ilícito de 1’000,000 por parte de la empresa Obrainsa, investigada en el caso Club de la Construcción, y de su socia Astaldi.

El desembolso, según el aspirante a colaborador eficaz N° 10-2018, fue a cambio de que se otorgue la buena pro para la obra Lomas de Ilo a las mencionadas empresas. El susodicho detalló que el desembolso del dinero se habría realizado en dos armadas, mediante cheques girados a nombre del conserje de la constructora. Para fijar este modus operandi, los involucrados sostuvieron coordinaciones previas en las oficinas de Obrainsa en San Isidro.

“Martín Vizcarra le requirió un pago a Elard Paul Tejeda Moscoso [uno de los propietarios de Obrainsa] por el apoyo otorgado”, declaró el aspirante a colaborador eficaz según testimonio que se encuentra en el despacho del fiscal Germán Juárez, del equipo especial Lava Jato.

“Y se justificó aduciendo que necesitaba fondos personales para atender gastos en relación a su cargo y que tenía conocimiento de que, en las obras que licitaba Provías Nacional, todas las empresas que ganaban pagaban una comisión de más del 2% del costo directo de la obra a los funcionarios públicos”, agregó.

Encuentra la nota completa en nuestra versión impresa o suscríbete a la versión digital, aquí.

Puedes encontrar más contenido como este siguiéndonos en nuestras redes sociales de Facebook y Twitter.