Macri anuncia regreso al equilibrio
A+

Buenos Aires.- El presidente argentino, Mauricio Macri, aseveró el miércoles que el país “gasta más de lo que tiene” y “no se puede aguantar más”, por lo que insistió en que el abanico político, empresarial y social debe reunirse “con la verdad sobre la mesa” para solucionar este desequilibrio.

“Nos tenemos que sentar todos con la verdad sobre la mesa y decir cómo vamos a gastar menos y cómo terminar con los privilegios que se esconden detrás”, aseveró. “Porque quien se levanta a trabajar todos los días a las 6 de la mañana y llega y no falta nunca y se esmera… ese no tiene ningún subsidio. Pide que lo dejen trabajar y progresar. Tenemos que resolver este tema, es el momento, aquí y ahora y lo vamos a resolver porque queremos crecer”, remarcó.

Defendió la petición de ayuda al Fondo Monetario Internacional (FMI), porque va a permitir “planificar bien” un ajuste que se va a “acelerar”. “El FMI nos da la oportunidad de planificar bien este gradualismo que vamos a acelerar hacia el equilibrio macroeconómico”, declaró el mandatario.

Expresó que su Gobierno heredó “un Estado que gasta más de lo que tiene y cobra impuestos de más”.
Argentina viene de años de “no generación de empleo privado” y de creación “artificial” de empleo público, una estrategia de “populismo” para “hacer creer que había movimiento positivo en una sociedad que estaba estancada”.

Por su parte, el Banco Central de Argentina (BCRA) mantendrá los tipos de interés al 40 % para acotar la brusca depreciación del peso de las últimas semanas y contener sus posibles efectos sobre los precios. La economía registró en abril una inflación del 25.5 % respecto al mismo mes del año pasado.

A finales de abril, las altas tasas de interés de Estados Unidos provocaron que los inversores comenzaran a mudar allí sus capitales y abandonar los mercados emergentes. El Banco Central llevó a cabo tres subidas de tipos de interés de manera abrupta en apenas diez días, hasta el 40 %, e intervino casi a diario vendiendo millones de dólares, mientras el Ejecutivo redujo sensiblemente sus metas de déficit y anunció negociaciones con el Fondo Monetario Internacional. (EFE)