Arrestan a técnico de la Marina por presunta agresión sexual
A+

Ayer por la mañana, 11:00 a.m., la pequeña de iniciales L.S.R.C. (13) acudió a la comisaría de La Legua para denunciar un ataque a su pureza y paz interna. La menor, con los ojos llorosos y las manos temblorosas, contó que fue víctima de tocamientos indebidos en sus partes íntimas cuando estaba a bordo de un microbús de placa C9L-208.

Los efectivos de la jurisdicción policial quedaron indignados por el desgarrador testimonio de L.S.R.C., quien dio las características de su agresor para que lo ubiquen y detengan. Por ello, los agentes del orden le preguntaron a la agraviada por la ruta del vehículo y luego montaron un operativo junto a ella, pues ayudaría a la identificación del sindicado.

En una de las arterias del primer puerto, que las autoridades no precisaron, los miembros de la Región Policial Callao interceptaron a Wilber Hernán Lurita Lengua (44), quien sería el agresor sexual de la adolescente, en la modalidad de tocamientos indebidos.

Sofía, madre de la joven, llegó a la comisaría invadida por la preocupación y también presentó cargos contra Lurita Lengua, quien es técnico de la Marina de Guerra del Perú. Tras esta declaración el implicado fue trasladado al Departamento de Investigación Criminal (Depincri) del Callao para que se lleven a cabo las investigaciones correspondientes.

Sanción severa

El miércoles 27 de junio, la Comisión Permanente del Congreso aprobó la iniciativa legislativa que propone una pena de 15 años para las personas que realicen tocamientos indebidos en contra de un menor de 14 años.

El artículo Nº 176 sostiene que el sujeto que realice tocamientos indebidos y obliga a un menor a efectuarlos sobre sí mismo o un tercero, será reprimido con pena privativa de libertad no menor de ocho ni mayor de quince años.