Javier Arévalo, presidente del Poder Judicial, apoya creación de Escuela Nacional de la Magistratura

Señala que de aprobarse proyecto de ley de congresista Gladys Echaíz, sería la primera vez que el Perú tendría un sistema de carrera judicial.


El presidente del Poder Judicial, Javier Arévalo Vela, se mostró de acuerdo con el proyecto de ley que crea la Escuela Nacional de la Magistratura, y destacó que sería la primera vez en la historia del Perú que se tendría un sistema de carrera judicial, aunque pidió que el procedimiento sea abierto en el caso de los jueces supremos hasta que entre en funcionamiento dicha academia.

Arévalo Vela se refirió al Proyecto de Ley 6816/2023-CR de autoría de la congresista Gladys Echaíz (Renovación Popular), que propone la ley de reforma constitucional que crea la Escuela Nacional de la Magistratura, eleva a nivel constitucional la Autoridad Nacional de Control del Poder Judicial y del Ministerio Público y crea el Consejo de Coordinación Interinstitucional del Sistema de Justicia el cual modifica varios artículos de la Constitución.

“Suscribo en todo lo demás, la posición de la señora Echaíz, me parece un excelente proyecto con estos ajustes que sugiero, y creo que es necesario que lo aprueben porque necesitamos ir cambiando a un sistema distinto de elección de jueces. Sería la primera vez en la historia del Perú, que habría un sistema de carrera judicial a partir de una escuela y por eso es que, en lo demás, suscribo las opiniones que la doctora Echaíz ha señalado”, sostuvo durante su presentación en la Comisión de Constitución del Parlamento.

Invoca a aprobar proyecto

Más adelante, el titular del Poder Judicial invocó a los parlamentarios a que aprueben la reforma constitucional que no prevé la continuación de la Junta Nacional de Justicia (JNJ) ni de la Academia Nacional de la Magistratura.

MÁS INFORMACIÓN: Javier Arévalo, presidente del Poder Judicial, advierte que ataque criminal en Ecuador podría replicarse en Perú

“Hemos estado ante la Comisión de Constitución sustentando el proyecto de reforma constitucional sobre el Poder Judicial, un proyecto bastante acertado que con algunas modificaciones invocaría a la representación nacional a que lo apruebe. Con este sistema de selección de jueces, estoy seguro de que se va a lograr un gran avance, quizá a mediano plazo, pero son reformas imprescindibles para mejorar la administración de justicia, en tal sentido mi total conformidad con el proyecto”, indicó.

Ante la Comisión de Constitución, Javier Arévalo afirmó que a través de la historia, el sistema de selección de magistrados en el Perú, “o ha estado interferido por el poder Ejecutivo, el Legislativo o por alguna forma de selección” en la que ya no participaba directamente los poderes, pero sí existía mucho manejo político. “Este proyecto trae algo que también consideramos fundamental: el control”, indicó.

Asimismo, sostuvo que la ratificación es una práctica nefasta, y por eso saludó que el proyecto suprima este proceso y cree un Consejo de Coordinación Interinstitucional con participación del Ministerio de Economía y Finanzas (MEF).

“La ratificación es eliminada (en este proyecto). A pesar de que he sido ratificado en varias oportunidades, considero que es una práctica nefasta que existe en nuestra Constitución y que debería ser suprimida. Esto desaparece y se crea un Consejo de Coordinación Interinstitucional, esto es muy importante porque en este consejo participa el más importante, aunque no lo crean, el ministro de Economía porque al final, ninguna reforma procesal del Poder Judicial o del Ministerio Público y en general de la justicia, se hace sin recursos. El Estado a través del Ministerio de Justicia ayuda, propone, pero al final muchas cosas se quedan truncas por la falta de recursos económicos; la participación del ministro de Economía es muy importante”, añadió.

Desaparece Junta Nacional de Justicia

Señaló que de aprobarse el proyecto de ley, deja de existir la Junta Nacional de Justicia (JNJ), se fortalecen las autoridades de control, se centraliza el poder disciplinario de dos maneras: como primera instancia, el órgano de control y como segunda instancia la sala plena en el caso de la Corte Suprema y la junta de fiscales en el caso del Ministerio Público.

Destacó que la propuesta deje de lado la participación del Congreso de la República y del Ejecutivo, lo que permitirá la falta de politización.

“La conformación del consejo directivo de la Escuela evita que participe el Congreso, el Ejecutivo; es un órgano netamente técnico. Eso lo habrá explicado la congresista Echaíz que ha sido presidenta de la Academia y conoce estos temas. También tenemos que las autoridades deben ser removidas, con las garantías del caso y sobre todo el desarrollo va a quedar en una ley orgánica”, indicó.

Lea la nota completa en nuestra versión impresa o en nuestra versión digital, AQUÍ.

Mira más contenidos siguiéndonos en FacebookTwitterInstagram, TikTok y únete a nuestro grupo de Telegram para recibir las noticias del momento.