La guerra es por cada uno de los votos
A+

Con apenas una diferencia de 78,291 votos entre los candidatos de Perú Libre, Pedro Castillo, y de Fuerza Popular, Keiko Fujimori, ya la lucha por las balotas se ha trasladado a la sede de la ONPE y sus protagonistas son ahora los personeros obligados a pelear cada una de las actas a su favor.

Con las 1,390 actas -479 de ellas con votos impugnados, 408 con error material, 68 indicadas como ilegibles, 110 incompleta- remitidas al Jurado Nacional de Elecciones (JNE) para su decisión, la tensión es tal que la personera legal de Perú Libre, Ana María Córdova, admitió en diálogo con EXPRESO que en Perú Libre se tiene claro que “los resultados están para cualquiera”; mientras Patricia Juárez, candidata a la vicepresidencia por Fuerza Popular, tras las denuncias realizadas por su partido aclaró que solo aceptarán los resultados después de que se haya culminado con el conteo del último voto.

Durante el día, las diferencias entre ambos candidatos fueron acortándose, en las primeras horas de la mañana, había una diferencia de 131 mil 178 votos, entre ambos, a favor de Castillo, pero al mediodía la diferencia era de apenas 69 mil 792, ya a las 2.50 horas, sin embargo, volvió a crecer el margen en 78,291 votos.

El otro factor son los votos en el exterior que, según la ONPE, culminaría con el procesamiento el fin de semana.
Ayer llegaron al país 2,646 actas electorales del exterior, con la finalidad de ser entregadas a la ONPE para ser contabilizadas, informó el Ministerio de Relaciones Exteriores.

Lea la nota completa en nuestra versión impresa o suscríbete a nuestra versión digital AQUÍ.

Puedes encontrar más contenido como este siguiéndonos en nuestras redes sociales de Facebook, Twitter Instagram.