Petroperú ya no es sujeto a crédito y desemboca en «bonos basura» para inversionistas extranjeros

Expresidente de petrolera estatal César Gutiérrez afirma que prestarle a esta empresa implicaría un alto riesgo para cualquier entidad financiera, y que la salida más recomendable es declararse en insolvencia con nuevo Directorio.


El último miércoles 30 de enero, la calificadora de riesgo, Fitch Ratings, rebajó las calificaciones de incumplimiento de emisor en moneda local y extranjera de largo plazo de Petróleos del Perú – Petroperú SA a ‘B+’ desde ‘BB+’. Asimismo, informó que la perspectiva de calificación sigue siendo negativa.

Además, Fitch también rebajó la calificación de las notas senior no garantizadas de Petroperú a ‘B+’ desde ‘BB+’. El perfil crediticio independiente (SCP) se mantiene en ‘ccc-’.

Según explicó la calificadora, la reevaluación fue provocada por el anuncio explícito del Gobierno de Perú (BBB/Negativo) de que no apoyará a Petroperú de una manera que sea suficiente para modificar la débil estructura de capital de la compañía.

La Perspectiva Negativa está alineada con la del soberano y refleja además las preocupaciones relacionadas con el débil perfil de liquidez de la compañía y sus necesidades de capital en el próximo año.

MÁS INFORMACIÓN: Fitch baja la calificación de Petroperú a ‘B+’: endeudamiento es insostenible

Fitch no espera que el Gobierno nacional apoye a Petroperú de una manera que sea significativa para su estructura de capital en el corto plazo.

Evasivas de Palacio

Recordó que en 2022, se brindó apoyo para abordar las necesidades inmediatas de liquidez de Petroperú, pero ninguna de estas medidas alivió el problema estructural del alto endeudamiento.

Los problemas operativos con el calendario de pagos de la Refinería de Talara y las demandas de efectivo y de la aceleración dieron como resultado mayores necesidades de efectivo para 2024, que el Gobierno deberá financiar.

Sin embargo, el mensaje hasta ahora no ha sido claro con una solicitud de 2,500 millones de dólares por parte de Petroperú seguida de una respuesta evasiva del gobierno.

En ese sentido, Fitch cree que se necesita más apoyo, ya que persisten altos niveles de deuda en un entorno de compresión de los márgenes de refinación.

El elevado apalancamiento, que se considera insostenible, no se abordó plenamente, ya que no se espera el pago de la deuda con los fondos proporcionados y el apoyo del gobierno ha llegado cuando la empresa enfrenta graves restricciones de liquidez y necesita apoyo inminente.

Desvalorización de la empresa

Al respecto, el expresidente de Petroperú César Gutiérrez explicó que en cuanto a la clasificación de riesgo de Fitch, existen dos grandes grupos: el grado de inversión y el grado especulativo.

El grado de inversión, también conocido como “sitio de privilegio”, se refiere a empresas con alta credibilidad. Petroperú se encontraba en este grupo hasta el año 2022, dentro de las 10 primeras posiciones. Sin embargo, cayó en grado especulativo, que va desde la posición 11 a la 22.

“Los bonos de las empresas en este grupo se denominan ‘bonos basura’. Petroperú se encontraba en la posición 11, pero la reciente calificación de Fitch Ratings la ha bajado 3 posiciones, hasta la posición 14. Esto significa que la posición de Petroperú se encuentra en grave riesgo, ya que está próxima a incumplir con sus obligaciones de pago”, anotó al diario EXPRESO.

Lea la nota completa en nuestra versión impresa o en nuestra versión digital, AQUÍ.

Mira más contenidos siguiéndonos en FacebookTwitterInstagram, TikTok y únete a nuestro grupo de Telegram para recibir las noticias del momento.