Plan económico de Pedro Castillo es inviable
A+

POR PLINIO ESQUINARILA

Las propuestas económicas de la candidata presidencial de Fuerza Popular, Keiko Fujimori, expuestas en el último debate de Arequipa, a una semana de la segunda vuelta del 6 de junio, son viables porque están sustentadas en una cuantificación de la deuda externa que pasaría del 36 al 40% del PBI nacional, señaló a EXPRESO el economista Manuel Romero Caro.

Se refiere al Bono Oxígeno de 10,000 soles para las familias con víctimas mortales de la covid, repartir el 40% del canon minero, el aumento la Pensión 65 de S/ 250 a S/500, entre otras medidas en el campo de la educación, el turismo, los restaurantes, etc.

En el peor de los escenarios, según vaticina Romero Caro, el sistema financiero internacional o las clasificadoras de riesgo nos puede bajar uno de los dos escalones del riesgo país y mantenernos el grado de inversión, a diferencia de México que lo ha perdido todo.

“En el caso de Pedro Castillo [del partido Perú Libre] es más complicado, sobre todo si lleva adelante medidas estatizadoras en la minería, el gas, petróleo, cemento…, porque nos pueden cortar el riesgo país y no habría préstamos o simplemente nos cierran las ventanillas del crédito”, señala el experto.

Reafirma esta versión en que las pocas propuestas de Castillo en el citado debate no tienen base porque no forman parte de ningún plan de gobierno, en tanto el plan inicial o ideario del partido Perú Libre de Vladimir Cerrón ya ha sido desechado y el documento de reemplazo para los primeros 100 días de gobierno es incompleto, con el agravante de que no tienen equipo económico, subraya.

Como es público, en el debate Castillo reforzó lo peligroso de su programa al reiterar que el Estado va a controlar el mercado y la inflación, y que en un eventual gobierno suyo no se ejecutarán los proyectos cupríferos de Conga ni Tía María, no obstante que los precios del metal rojo están por encima de los cuatro dólares libra en el mercado internacional.

Lo primero anticipa control de precios e intervención en el mercado, fórmula directa al desastre que ya vivimos en los años 80 con el primer gobierno de Alan García, y que hoy sufre por ejemplo Venezuela, con un desabastecimiento espantoso, que ha llevado la inflación a límites insostenibles. Y respecto del segundo, el vetar la ejecución de los grandes proyectos de Conga y Tía María anticipa una política antiminera y contraria a las grandes inversiones que tanto necesita el país.

Como las propuestas de Perú Libre no son cuantificadas y tampoco cuentan con un plan ni equipo económico, Romero Caro hace una reseña de estos problemas y sus consecuencias a futuro.

Para más información, adquiere nuestra versión impresa o suscríbete a nuestra versión digital AQUÍ.

Puedes encontrar más contenido como este siguiéndonos en nuestras redes sociales de Facebook, Twitter Instagram.