CORTE INTERAMERICANA DE DERECHOS HUMANOS (CIDH) ORDENÓ QUE SE ARCHIVE EN 1993

Poder caviar reabre caso Cayara tras largo silencio

Han pasado 31 años y aún el caso Cayara persigue como una sombra a muchos de los militares que actuaron en el lugar.

Poder caviar reabre caso Cayara tras largo silencio
  • Fecha Domingo 9 de Febrero del 2020
  • Fecha 9:51 am

Por César Reátegui

En las próximas semanas serán sentados en el banquillo de los acusados de la cuarta Sala Penal Nacional Transitoria Especializada en Crimen Organizado, el general EP (r) José Valdivia Dueñas y un centenar de valerosos militares que combatieron a Sendero Luminoso en Ayacucho. Todos ellos fueron absueltos por la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) de Costa Rica cuya inclinación izquierdista de sus integrantes es por todos conocida. Han pasado 31 años de los luctuosos sucesos de Cayara y por presión de la secta caviar se pretende encarcelar a preclaros defensores de la patria y lograr así cuantiosas indemnizaciones para los familiares de los subversivos de las cuales los “defensores” se embolsican el 40 %.

Sin tener en cuenta que el 22 de febrero de 2001 la Comisión Interamericana de Derechos Humanos suscribió con el Ministerio de Justicia del Perú un comunicado conjunto informando sobre la solución del 50% de los casos y entre ellos no figuraba Cayara por haber sido archivado años atrás y considerarse cosa juzgada.

EMBOSCADA

A las 10:30 de la noche del 13 de mayo de 1988 dos vehículos del Ejército que se dirigían de San Pedro de Hualla a Huancapi, un recodo de Erusco, Ayacucho, fueron emboscados por aproximadamente 200 sediciosos entre hombres, mujeres y niños. Siendo asesinados el capitán EP José Arbulú Sime, el sargento EP Ángel Vargas Tamara y los cabos EP Carlos Espinoza de la Cruz y Fabián Rondan Ortiz. Los genocidas huyeron llevándose armamentos y municiones y abandonaron los cadáveres de cuatro vándalos maoístas.

Posteriormente se supo que al mediodía habían ingresado a Cayara a solo kilómetro y medio del lugar de los hechos y bajo amenaza de muerte obligaron a medio centenar de pobladores que en esos momentos rendían culto a la virgen de Fátima, a unirse con ellos para participar en una “acción militar”. Según boletines informativos del Servicio de Inteligencia del Ejército (SIE), hicieron lo mismo en otras aldeas cercanas.

OPERACIÓN MILITAR

A las 11:30 de la mañana del día siguiente llegaron a Erusco las patrullas militares “Grass” y “Algarrobo” e iniciaron la persecución de los bárbaros que huían por las márgenes del rio Pampas pasando por Cayara. A las 3:20 pm las huestes de SL se enfrentaron en la quebrada de Ccechua con las patrullas militares cayendo abatidos seis subversivos. Otro contingente militar que se dirigía por el sector Mayopampa fue emboscado por medio centenar de senderistas a las 2:00 de la tarde sufriendo dos bajas. La patrulla “Naranjo” se instaló en Cayara para proteger a la población que denunció que Sendero enrolaba en sus huestes a jóvenes y niños bajo amenaza de muerte.

De otro lado, desde el 17 de mayo en que el alcalde Huamanga emitió un comunicado denunciando supuestos excesos el general EP (r) José Valdivia Dueñas, jefe político militar de Ayacucho, Huancavelica y Andahuaylas suspendió las operaciones. El 21 de mayo llegó a Cayara una “Comisión de Notables” conformada por los ministros del Interior y Defensa, el Decano del Colegio de Abogados de Lima y el Obispo Auxiliar de Lima, quienes constataron la magnificación que algunos medios de prensa habían difundido sobre lo acaecido. No hallaron evidencias del supuesto genocidio, bombardeo y destrucción de Cayara.

INFORME ANTIMILITAR

Pese a ello, el 13 de octubre de ese año, el fiscal Carlos Escobar Pineda –a quien años más tarde Alejandro Toledo lo nombró procurador del Ministerio del Interior- afirmó en su informe final que el día de los hechos los militares ingresaron a Cayara, reunieron a los varones que se hallaban en la iglesia del pueblo y les dieron muerte a cinco de ellos. Y que luego saquearon y quemaron Cachaypampa, Ccechua y victimaron con hachas, segadoras y machetes a un grupo de comuneros. Agentes G-2 (inteligencia militar) capturaron después senderistas que en sus mochilas llevaban uniformes del Ejército.

Escobar también señala que otra patrulla militar habría detenido a Jovita García Suarez, Alejandro Echaccaya y Samuel García cuyos cuerpos fueron encontrados en una fosa común.

TODO ERA FALSO

Sin embargo las falsedades de Escobar quedaron al descubierto. El fiscal provincial de Cangallo, Rubén Vega Cárdenas, luego de una exhaustiva investigación emitió la Resolución 01-90-MP- 23-01-1990 y determinó que no sucedieron los hechos denunciados por Escobar Pineda, afirmando que su informe no se ajusta a la verdad y es producto de la amenaza y la coacción que ejerció sobre los testigos posiblemente en coordinación con enviados de ciertas ONG controladas por la secta caviar.

Resolviendo el archivo definitivo del caso, lo cual se publicó en el Diario Judicial de Ayacucho.

SENADO ACUSA

El 28 de mayo de 1988 los senadores de militancia izquierdista Javier Diez Canseco, Luis Nieto Miranda, Enrique Bernales Ballesteros, Gustavo Mohme Llona, Ricardo Ames Cobian, Valentín Pacho Quispe y Jorge del Prado Chávez nombraron una “comisión investigadora “para el caso Cayara. La integraron Carlos Enrique Melgar López (presidente), Esteban Amparo Oyarce, Roberto Figueroa Mendoza, Alfredo Santa María. José Navarro Grau, Javier Diez Canseco y Gustavo Mohme Llona,

Luego de un mes tras reiteradas conversaciones con pobladores de Cayara, Erusco, Pucutuccasa, Huancapi, Cangallo y Huamanga comprobaron la inexistencia del genocidio y menos del bombardeo que afirmó el fiscal Escobar. El 9 de mayo de 1989 emitieron su informe oficial afirmando que el fiscal Escobar incurrió en responsabilidad penal y disciplinaria al violar reiteradamente la Ley Orgánica del Ministerio Público.

FIRMAS FALSAS

No obstante, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos hizo suya la versión de Escobar cuyas conclusiones fueron producto de la manipulación de testigos por parte de ciertas ONG manejadas por conocidos caviares, Pese a que algunos de los “declarantes” aseguraron que no eran suyas. Ni las huellas digitales que aparecen en las manifestaciones que Escobar sostiene como legitimas.

En la manifestación tomada a Pelagia Tueros de Rivera. Alfredo Quispe Arango quien hace de “intérprete” se identifica con Libreta Electoral (LE) Nª 06107044. Pero, esta pertenece a Bernardina Palomino Quispe. En la declaración tomada a Petronila Molina Quispe presenta LE. Nª 96695934 que es de Isabel Mauricio Panaico. Irregularidades que se suceden una tras otra.

Según fuentes del Servicio de Inteligencia del Ejército (SIE) el “intérprete” nació en la localidad de San Juan Bautista, Huamanga; que durante ocho años fue considerada “zona liberada” de Sendero, escenario de sangrientas emboscadas contra patrullas del Ejército. Nunca Escobar explicó en qué circunstancias escogió a este sujeto como su principal colaborador.

Denuncian al Perú por violar Convención de DD.HH.

El 1 de marzo de 1991 la Comisión Interamericana de Derechos Humanos declaró que el Estado peruano había violado la Convención Americana de Derechos Humanos en Cayara. Analizando el documento se halló la negación del derecho de dúplica al Estado peruano, aceptación extemporánea de Amnistía Internacional como co-demandante, y entre otros puntos, acumulación indebida de cuatro casos que no habían sido tramitados y que no tenían relación con lo ocurrido en Cayara.

Pese a las irregularidades mencionadas Francisco Soberón Garrido de la Asociación Pro Derechos Humanos (Aprodeh), Miguel Talavera, Pablo Rojas, Javier Zúñiga y entre otros Juan Méndez de American Watch persistieron en la denuncia.

Paisaje ensombrecido

Durante muchos años se han escrito innumerables episodios de lo registrado en Cayara, en 1988; lugar que se encuentra alejado a unos 147 kilómetros de la ciudad de Ayacucho (Huamanga), capital del departamento.

Este distrito es uno de los doce que conforman la provincia de Víctor Fajardo y cuenta además con los anexos de Chincheros y Mayopampa. Es un lugar que goza de un paisaje extraordinario, pero no es muy visitado por turistas.

Puedes encontrar más contenido como este siguiéndonos en nuestras redes sociales de Facebook y Twitter.



Top
Represalias a fiscal por denunciar a corrupta Odebrecht

Represalias a fiscal por denunciar a corrupta Odebrecht