Fracasa proceso de JNJ para jueces y fiscales
A+

Cinco meses dedicados por la Junta Nacional de Justicia a evaluar currículos, conocimientos, planes de trabajos y pedidos de tacha, terminaron en nada, ya que no se pudo elegir a las nuevas autoridades de Control en el Poder Judicial y en el Ministerio Público.

El más reciente sinsabor en el organismo que dirige Inés Tello se dio cuando la exjueza Fátima Castro no llegó al puntaje mínimo en la última etapa de entrevistas.

El lunes pasado había renunciado la otra finalista, Ana María Risi, quien fuera viceministra de Trabajo durante el gobierno de Martín Vizcarra. Según el portal El Foco, ella tendría un conflicto de intereses por relación amical con el secretario general de la Junta, y además tenía vínculos con el caso Panama Papers.

“Obtuvo un puntaje de 66.5 en la entrevista personal, cuando el puntaje mínimo es de 70 según indica el artículo 20 del Reglamento de Concursos para la Selección y Nombramiento”, informó la JNJ.

El 4 de septiembre se había lanzado la convocatoria, que tuvo decenas de candidatos, pero la gran mayoría presentaba malos antecedentes éticos, e incluso algunos estaban en medio de procesos judiciales.

La Autoridad Nacional de Control del Poder Judicial reemplazaría a la actual Oficina de Control de la Magistratura. Similar situación se había programado para la Fiscalía de la Nación. En ambas instituciones, los magistrados eligen a uno de ellos para que evalúe las faltas administrativas de los demás.

NUEVO ORGANISMO

La Junta Nacional de Justicia se creó luego del escándalo de los “Cuellos Blancos”, donde se evidenció que los miembros del Consejo Nacional de la Magistratura no tenían reparos en intercambiar favores con los magistrados a quienes debían supervisar.

Para más información, adquiere nuestra versión impresa o suscríbete a la versión digital, aquí.

Puedes encontrar más contenido como este siguiéndonos en nuestras redes sociales de Facebook y Twitter.