Gobierno y oposición politizan a las FF.AA.
A+

A raíz de que el presidente del Congreso, Manuel Merino de Lama, y el premier Walter Martos se acercaran a altos mandos de las Fuerzas Armadas y de la Policía Nacional, el abogado especialista en derecho castrense Juan José Santiváñez y el coronel de Inteligencia Oswaldo Zapata analizaron la situación.

“La sumisión no se vincula a la persona, sino a lo que representa, que no es otra cosa que el orden constitucional”, explicó el letrado, respecto a los recientes episodios de autoridades del Poder Ejecutivo y del Congreso respecto a las Fuerzas Armadas.

Agregó que el principio de neutralidad y no deliberancia implica mantener ajenas a dichas instituciones del debate político.

“Consideramos que la llamada del presidente del Congreso de la República a los comandantes generales de las Fuerzas Armadas fue una decisión ajena al orden constitucional, y que significó la perturbación del principio de neutralidad y no deliberancia”, indicó.

INNECESARIAS

Por su parte, el coronel de Inteligencia Oswaldo Zapata analizó esta situación desde el punto de vista castrense y político.

“Las llamadas telefónicas realizadas por el presidente del Congreso de la República al jefe del CCFFAA y comandante General de la Marina de Guerra, devienen en innecesarias e inoficiosas”, aseveró.

Sin embargo, consideró que el ministro de Defensa, Jorge Chávez, se excedió cuando insinuó sedición.

“¿Acaso el ministro Chávez, cree que el JCCFFAA y CCGG no tienen conciencia de lo que estaba sucediendo en el país? Ellos tienen la suficiente capacidad para discernir y decidir sobre la pertinencia de recibir o no una llamada de una autoridad legislativa, más aún en las actuales circunstancias políticas que atravesaba el país”, cuestionó.

Tanto Santiváñez como Zapata Corrales desaprobaron también la reacción del Ejecutivo, al poner a los altos mandos castrenses y al comandante general de la Policía, para que posen en una foto que perjudica su imagen.

DEBIERON NEGARSE

“La presencia del jefe del CCFFAA y los comandantes generales del Ejército, Marina de Guerra y Fuerza Aérea, en una presentación pública de respaldo político al gobierno resulta ofensiva y contraproducente, constituye un irrespeto a la institucionalidad de las FFAA y una burda manipulación de sus comandantes”, señaló el oficial en retiro.

Zapata comparó esto con los tanques que sacara Nicolás de Bari Hermosa Ríos en 1992.

“Las autoridades militares debieron negarse, así de simple, de tomar parte de este desafortunado evento político, bastaba con la aparición del rostro responsable del sector defensa, el ministro Chávez”, acotó.

AMBOS CASOS

El artículo 169 de la Constitución Política establece claramente el carácter no deliberante de las Fuerzas Armadas y Policía Nacional.

Santiváñez y Zapata coincidieron en que se ha vulnerado la neutralidad y la imagen de estas instituciones tutelares de la Patria.

Para más información, adquiere nuestra versión impresa o suscríbete a la versión digital, aquí.

Puedes encontrar más contenido como este siguiéndonos en nuestras redes sociales de Facebook y Twitter.