Litigio por tierra causa temores en Surquillo

“Es viable una mesa de diálogo entre vecinos de Casas Huertas”, dice alcalde Casassa.


POR CÉSAR ROJAS/ RAFAEL ROMERO

Desde la dictadura de Juan Velasco nacieron diversos conflictos territoriales en el país, y muchos siguen pendientes en el Poder Judicial y en la justicia internacional. Sin embargo, en Surquillo esto podría solucionarse si el Organismo de Formalización de la Propiedad Informal (Cofopri) agilizara sus trámites, y por medio de una conciliación que propugna la comuna distrital.

“Yo no soy velasquista ni de Cerrón”, señala el alcalde Giancarlo Casassa, frente al pedido de Alberto Ponce, representante de la sucesión Osorio, sobre su predio inscrito en Registros Públicos, respecto a la zona de “Casas Huertas”.

Con el Exp. 5648-2018, impulsó ante la Gerencia de Rentas que se le reconozca como propietario y se amplíe el área, pero no determinan quién es el dueño y solo consigna un agente tributario para el efecto del impuesto predial, sostuvo el burgomaestre. “Aquí está el expediente, no se ha perdido”, añadió el burgomaestre.

Hace 73 años, la familia Marsano vendió parte de su propiedad, pero ahora aparece un heredero de los compradores, reclamando una parte de “Casas Huertas”, zona que ya está consolidada, con familias que han construido viviendas de tres y cuatro pisos con todos los servicios. “No obstante, el municipio puede cooperar para que los conflictos se solucionen, siendo viable una mesa de diálogo entre los residentes involucrados”, aseveró Casassa.

Lea la nota completa en nuestra versión impresa o suscríbete a nuestra versión digital AQUÍ.

Puedes encontrar más contenido como este siguiéndonos en nuestras redes sociales de Facebook, Twitter Instagram.