Programa Qali Warma en la mira de Contraloría
A+

Contraloría de la República publicó diversos informes sobre aparentes irregularidades en el programa Qali Warma, bajo la gestión de Fredy Hinojosa, director ejecutivo, tanto a nivel central, como en su ejecución en diferentes regiones.

“No se cumplió con la demanda requerida para la entrega de material educativo del 3er grado de primaria de la Institución Educativa 6007 solo para la entrega de alimentos del PNA-QW generando riesgo de contagio por el prolongado tiempo que permanecieron en contacto con otras personas”, se indica en el control simultáneo a la UGEL 01.

A esto se añade otra información de que que faltaba designar jefes de unidades territoriales, pero se mantienen como encargados a personas que no tienen el perfil para el cargo, en Amazonas, Cajamarca 1, Cajamarca 2 (Jaén), Áncash 2 (Chimbote), Lima Metropolitana (incluye Callao) y Ucayali.

Según datos que maneja Contraloría, esto no se agravó al inicio del año escolar por la cuarentena debido a la pandemia del Covid-19, pero con la apertura de las comunicaciones terrestres, se empezaron a notar deficiencias. Esto intentó ser compensado con donaciones de alimentos en diferentes regiones desde entonces.

En la sede central del Qali Warma no se había designado a jefes titulares en las jefaturas de la Unidad de Administración y en la Unidad de Organización de las Prestaciones. En la Unidad de Administración se mantenía como encargada, desde hace más de un año, a la secretaria técnica del Procedimiento Administrativo Sancionador (STPAD), la abogada Katia Novoa Sánchez, persona de su entorno.

Contraloría también detectó deficiencias higiénicas en la distribución de alimentos.

Para más información, adquiere nuestra versión impresa o suscríbete a la versión digital, aquí.

Puedes encontrar más contenido como este siguiéndonos en nuestras redes sociales de Facebook y Twitter.