Pareja chalaca se dirige a su matrimonio en plena protesta de penal
A+

“El amor en tiempos de ira”. Ayer, una pareja salió de casa para llegar al juzgado más cercano, el hombre llevaba un esmoquin color plata, tan reluciente como una moneda nueva, camisa verde y zapatos negros. Su futura esposa y acompañante tenía el cabello recogido y un hermoso vestido blanco. Ambos, se iban a dar el “sí”, pero no sospecharon que en los alrededores había un conflicto social entre los familiares de los reos del penal Sarita Colonia y efectivos policiales.

En el escenario llovían piedras en vez de arroz. La pareja, cogidos de los brazos, siguieron su rumbo. La mirada atónita de los curiosos lo decían todo: eran la sensación de Sarita Colonia.

“Qué hermoso, bravo”, gritaban los presentes y después crearon una ola de aplausos. Sin embargo, los familiares de los reos aprovecharon el tiempo y empujaron a los oficiales para ingresar al camino que llevaba al centro penitenciario, donde había un conflicto interno, una vez más hubo piedras y golpes.

“Ahorita nos vamos a casar”, declaró Javier González (esposo). Al instante, la policía habló con los ciudadanos y llegaron a un acuerdo. Como en la película “Los 10 mandamientos”, los pobladores y oficiales se dividieron haciendo un camino largo, similar a la proeza que hizo Moisés al partir el Mar Rojo para salvar a su pueblo.

Puedes encontrar más contenido como este siguiéndonos en nuestras redes sociales de Facebook y Twitter.