Cebolla: beneficios, propiedades y uso en la cocina

Es perfecta como verdura y aderezo, pero poco conocida por sus cualidades medicinales.


Cultivada en todo el mundo, la cebolla es una planta anual, aunque complete su ciclo vital en una sola estación en muchos países donde los días son largos y calurosos. A partir de un bulbo pequeño y simple crecen uno o varios tallos sin hojas (de altura diversa de acuerdo con la variedad) terminados en un racimo de pequeñas flores verdeadas.

Después haces y se los coloca en un lugar fresco y refrigerado. La cebolla es una planta única por sus muchas aplicaciones y propiedades, es perfecta como verdura y aderezo, pero poco conocida por sus cualidades medicinales.

¿Cómo y para qué se utiliza la cebolla?

Resfríos.- Cortar una cebolla en rodajas y cocerla en una taza de leche fuertemente dulcificada con miel. Beber la infusión caliente antes de acostarse en casos de resfríos y tos. Jarabe: cocer en un litro de agua un kilo de cebollas frescas junto con 300 gr de miel y 750 grs de azúcar.

MÁS INFORMACIÓN: ¿Cómo saber si estamos alimentando correctamente a nuestros hijos?

Se debe cocer en fuego bajo durante tres horas y una vez frío filtrar a través de un tamiz. El líquido obtenido se debe guardar en una botella y consumir cucharadas.

Callos.- Juntar una cebolla cruda, cortada en rodajas, con un vaso de vinagre y dejar hervir, colar la infusión, cuando esté tibia, exprimir la pulpa de las cebollas para recoger todo el jugo. Usar el líquido obtenido en compresas utilizando pedazos de gasa y aplicando sobre los callos.

Picaduras de abeja.- Frotar la región afectada con una cebolla cruda cortada. Verrugas: Las verrugas pueden eliminarse si
diariamente aplicamos dos o tres veces un emplasto con el jugo de una cebolla machacada en vinagre.

Infusión.- Colocar en un bol una cebolla grande, cortada en rodajas, junto con un cuarto de agua. Dejar en infusión durante una noche, colar el líquido exprimiendo la cebolla para obtener todo el jugo y beber en ayunas.

Propiedades:

Antiséptica, diurética, expectorante, desintoxicante, antihelmíntica y antiespasmótica. Se deberían incluir las cebollas en la alimentación diaria para prevenir toses y resfriados.

Estimulan la circulación de la sangre y de las membranas mucosas, ayudan a disminuir a presión sanguínea, purifican la sangre y alivian las enfermedades renales. También favorecen la digestión, estimulan el apetito y la memoria y refuerzan los nervios, el corazón y las glándulas.

Estimula numerosas funciones orgánicas, pues es diurética, cardiotónica e hipoglucemiante. Tiene asimismo propiedades antisépticas y emenagogas (regulación del ciclo menstrual).

Reduce, al igual que el ajo, la agregación plaquetaria (peligro de trombosis), así como los niveles de colesterol, triglicéridos y ácido úrico en la sangre. De manera general, favorece el crecimiento, retrasa la vejez y refuerza las defensas orgánicas, sobre todo frente a agentes infecciosos.

LO MEJOR DE VARIEDADES: 

Jaime Bayly arremete ‘con todo’ contra Ricardo Gareca: «Ha traicionado a los hinchas peruanos»

Rafael López Aliaga no muestra piedad con defensores de Rutas de Lima: los calificativos que tuvo contra expresidente del TC, Óscar Urviola

Paco Bazán pone en su sitio a periodista chileno: «El pisco es peruano»

Mira más contenidos siguiéndonos en FacebookXInstagram, TikTok y únete a nuestro grupo de Telegram para recibir las noticias del momento.