Increíbles propiedades de la avena [VIDEO]

La avena es muy rica en los dos tipos de fibra, la insoluble, adecuada para evitar el estreñimiento, y la soluble, muy buena para bajar el colesterol. Aumenta la eliminación de líquidos del organismo, por lo que está muy recomendada en caso de infecciones urinarias como la cistitis.

PROPIEDADES

Remineralizante.
Analéptico.
Laxante ligero.
Timoléptico; es decir, que levanta el ánimo en trastornos afectivos graves.
Tónico cardíaco.
Antidispéptico.
Antiasténico.
Antidiarreico.

BENEFICIOS

El fósforo y azufre, que aporta la avena, son necesarios para el cerebro y para la fragilidad de las uñas, caída del pelo y arrugas prematuras de la piel.

 

¿PARA QUÉ SIRVE?

Para uso interno la avena es utilizada:

Como diurético.
Calma las ansias de comer.
Combate el exceso de ácido úrico en la sangre.
Para el tratamiento de enfermedades respiratorias como tos o bronquitis.
Como afrodisíaco.
Para la fertilidad.
Combate el insomnio y calmar la ansiedad.
Ayuda en los síntomas de menopausia y los trastornos menstruales, como el síndrome premenstrual.

Para uso externo es utilizada:

Mejora enfermedades de la piel como psoriasis, sarna, urticaria, dermatitis, acné, quemaduras y quemaduras solares.
Calma dolores reumáticos y de ciática.

 

VENTAJAS

La avena es buena en enfermedades degenerativas como en el caso de esclerosis múltiple, es ideal para reforzar los nervios, útil en casos de insomnio y especial para la ansiedad.

 insomnio

EFECTOS SECUNDARIOS

El consumo excesivo de avena, y más concretamente su salvado, puede ocasionar ciertos efectos secundarios, como hinchazón, producción excesiva de gases, diarrea con dolor, dolor abdominal o cólicos intestinales, oclusión intestinal y reducción en la absorción de ciertas vitaminas y minerales, por la diarrea y por la presencia de fitatos.

 

CONTRAINDICACIONES

El salvado de avena se encuentra contraindicado en casos de colon irritable, oclusión intestinal, enfermedad de intestino corto, inflamación de vesícula, obstrucción de vesícula, diverticulítis, intolerancia alimentaria, colitis ulcerosa y osteoporosis.