Afganistán: 21 personas murieron en ataque terrorista
A+

Quince miembros del yihadista Estado Islámico  y seis civiles murieron en enfrentamientos en el pueblo de Achin, en la oriental provincia afgana de Nangarhar, después de que la población se negara a colaborar y fuera atacada por los extremistas, informaron hoy fuentes oficiales.

El portavoz del gobernador provincial, Attaullah Khogyanai, indicó que «15 terroristas del Estado Islámico murieron en un enfrentamiento entre civiles y terroristas en la zona de Wachkot, en Achin, en la tarde de ayer», en un incidente que duró alrededor de tres horas. «Seis civiles incluidos una mujer murieron y otro resultó herido», precisó.

Khogyanai relató que los miembros del Estado Islámico atacaron el pueblo después de que los civiles se negaran a cooperar con ellos, aunque no precisó qué colaboración habían pedido.

El secretario y miembro del consejo provincial, Zabihullah Zmarai, declaró que los terroristas habían tratado de instalar armamento pesado y lanzacohetes muy cerca de la localidad paraatacar a las fuerzas de seguridad.

En un mensaje emitido por su oficina, el gobernador de la provincia celebró la resistencia de la gente frente al Estado Islámico pero lamentó la pérdida de vidas entre los residentes.

El Estado Islámico ha sufrido duros golpes en las últimas semanas en Nangarhar, su principal bastión en Afganistán desde que surgió en este país en 2015.

El pasado 13 de abril, Estados Unidos lanzó uno de los artefactos más potentes de su arsenal convencional, apodado «la madre de todas las bombas», sobre un refugio de los yihadistas acabando con cerca de un centenar de sus miembros.

Dos semanas después, moría en la misma región el jefe de la formación en el país, Abdul Hasib, en una operación conjunta de las tropas afganas y estadounidenses.

Pese a ello, el Estado Islámico ha seguido realizando actividades terroristas como este mes el asalto a una sede de la Radio Televisión Nacional de Afganistán (RTA) en esta provincia donde murieron 10 personas y otras 24 resultaron heridas.

Estados Unidos, que mantiene a cerca de 8.400 militares en Afganistán, como parte del operativo de la OTAN y en tareas antiterroristas ha puesto la eliminación del Estado Islámico en este país como una de sus prioridades. EFE