Brasil registra la mayor tasa de asesinatos de personas trans en el mundo

Hubo al menos 140 asesinatos y 79 intentos de homicidio en el 2021, según estudios.

Brasil registró 140 asesinatos de personas trans en el pasado 2021, una cifra que supone una caída del 20 % frente a los 175 contabilizados en 2020, pero se mantiene como el país donde mueren más transgéneros, transexuales y travestis en el mundo; según un estudio divulgado este viernes.

De acuerdo con el Mapa de los Asesinatos de Travestis y Transexuales en el gigante sudamericano, publicado por la Asociación Nacional de Travestis y Transexuales (Antra), en 2021 cuatro de cada diez asesinatos de personas trans fueron registrados en el país amazónico.

Entre las 140 personas transgénero asesinadas en 2021, 135 eran travestis y mujeres, lo que confirma la situación de «alta vulnerabilidad a la muerte violenta y prematura» entre esa población.

Ello debido a que «están más expuestas a la discriminación y violencia motivadas por el discurso de odio e incentivo a la aniquilación de sus existencias, por el lugar inhumano y abominables que han sido puestas», denuncia el estudio.

TAMBIÉN LEE: Brasil aprueba uso de vacuna Sinovac en niños y adolescentes

Además, hubo al menos otros 79 intentos de homicidios de personas transgénero, aunque la propia Antra reconoce las «limitaciones» de mapear esa clase de información.

Asimismo, pese a que los asesinatos en 2021 bajaron con respecto a 2020, la cifra permanece por encima del promedio de 123,8 muertes al año registrado desde 2008, cuando la entidad empezó a contabilizar ese tipo de violencia.

«Exponer esa realidad es importante para que sirva de base de enfrentamiento en espacios que discuten las violaciones de derechos humanos de nuestra comunidad», señala el informe.

TAMBIÉN LEE: EsSalud reportó alrededor de 8 mil llamadas por casos de violencia contra la mujer

De acuerdo con Antra, por lo menos un 78 % de los homicidios en 2021 fueron perpetrados contra travestis y mujeres trans que ejercían como trabajadoras sexuales y, por ello, son más propensas a la «violencia directa».

Ya el promedio de edad entre las personas trans que perdieron sus vidas fue de 29 años, mientras que la víctima más joven tenía tan solo 13 años, lo que confirma el preocupante y reciente nivel de muertes cada vez más prematuras entre esa población.

Pese a la falta de datos, «Brasil viene pasando por un proceso de recrudecimiento con respecto a la forma cómo trata travestis, mujeres transexuales, hombres trans, personas transmasculinas y demás personas trans», completa el informe. EFE

Mira más contenidos siguiéndonos en FacebookTwitter Instagram, y únete a nuestro grupo de Telegram para recibir las noticias del momento.