Francia conmemoró el Día de la Bastilla
A+

El desfile de la Fiesta Nacional de Francia llevado a cabo en París fue marcado por la presencia del mandatario mexicano Enrique Peña Nieto, quien estuvo como invitado oficial y presenció el homenaje a las fuerzas del orden que participan en la lucha antiterrorista, tras los atentados ocurridos en el mes de enero, en contra del semanario Charlie Hebdo por parte del yihadismo.

La celebración se dio en la plaza de la Concordia por donde fueron pasando los más de 3.500 militares que descendieron los Campos Elíseos a pie, a la cabeza de todos ellos hubo 157 soldados mexicanos de las escuelas militares de ejército, marina, aviación, así como miembros de la Gendarmería (policías).

Además había cazas Rafale y Mirage, un avión de transporte militar Airbus A400M del Ejército francés, pero también dos aeronaves del Ejército español (un C-130 y un CN-295) y un avión de combate belga (un Alphajet).

En torno al desfile, este año se habían reforzado las medidas de seguridad para tener en cuenta el alto nivel de alerta antiterrorista, lo que en total había significado la movilización de 7.000 personas.

La jornada debe terminar en la noche con los tradicionales fuegos artificiales en el Campo de Marte, junto a la Torre Eiffel, mientras que la seguridad está integrada por 11.200 personas entre militares y policías.

Esta celebración responde a la Toma de la Bastilla (cárcel francesa) que se dio martes 14 de julio de 1789 y emblema de la Revolución Francesa, que dio paso a la caída del rey Luis XV y de la monarquía.