Leopoldo López: «La Asamblea Constituyente fue el principio del fin del Estado de derecho» | ENTREVISTA
Leopoldo López. Barrueta/EXPRESO.
A+

Por Geraldo Capillo

Cuando usted escucha a un candidato presidencial decir que en Venezuela hay una democracia, ¿cuál es su primera reflexión?
Mi primera reflexión es que está, por un lado, manipulando la realidad de Venezuela porque no hay democracia. En Venezuela hay hambre, desolación, violación de derechos humanos, y esto no lo digo yo, lo dice la ONU, la Corte Penal Internacional y personas con nombres y apellidos que fueron víctimas. Y segundo, creo que una aseveración como esa es muy peligrosa porque lo que está planteando en el fondo es imponer un sistema que le permita el control del Estado, como lo ha tenido Maduro, y que puede llevar al país a donde ha llegado Venezuela.

¿Existe un plan internacional para que el socialismo perdure en algunos países de América Latina?
Yo sí creo que hay una red entre movimientos que se hacen llamar del ‘pueblo’, afectos a lo que se asume como el socialismo del siglo XXI. Allí hay un financiamiento muy claro para motivar, impulsar, una serie de iniciativas políticas y organizativas en todos los países de la región. Y, al final del día, ese es un modelo que ha generado -y nosotros lo hemos visto en Venezuela y en su expresión más cruda- hambre, pobreza, desolación, expropiación del sector productivo, destrucción del sector productivo nacional, pérdida de empleo, pérdida de oportunidades, y esa es la consecuencia de lo que se llama el socialismo del siglo XXI.

Pero, otros dirán ‘miremos a Ecuador o Uruguay, sus líderes de izquierda sí dejaron el poder’. ¿Usted qué respondería?
Yo creo que una cosa es la alternabilidad de la política y, además, hay matices dentro de los países que pueden ser afectos a estos. Pero hablo desde el caso que yo conozco: Venezuela. Y en el caso venezolano no solo se han aferrado al poder, sino que han matado para mantenerse en el poder. Y no solamente han asesinado a las personas en la actividad política, sino que miles de personas hoy en Venezuela pierden la vida por la indolencia y la incapacidad de poderlas atender y darles alimentos. Por la inmensa corrupción que se ha generado. Hoy Venezuela puede representar el experimento de mayor corrupción de la historia de América Latina, sin duda alguna.

Y Perú no es ajeno a eso…
Ustedes, aquí en Perú, han estado muy marcados por la corrupción en la política y puedo decir, con conocimiento de lo que ha sido el caso de Venezuela, que toda la corrupción que se ha dado aquí en el Perú no llega ni a un ápice del nivel de corrupción que lamentablemente ha ocurrido en Venezuela, una devastación total. En Venezuela ha entrado millones de dólares, y no ves ninguna infraestructura, no ves nada que pueda reflejar algo sobre un país que pasó por una bonanza petrolera y económica, como la que tuvimos entre el 2004 y 2014. Lo que sí se puede ver es una élite reducida y ultra enriquecida, que se ha apropiado del poder político y del poder económico del país.

Quizá muchos han olvidado de que el chavismo llegó al poder por voto popular. Pero ¿cuál fue el mecanismo para perpetuarse en el poder?
Al principio hubo un apoyo popular y hubo un proceso que permitió que se tomara control de todo el Estado venezolano, que fue la Constituyente. Allí se formó un modelo en una Asamblea Nacional Constituyente, en el que todo comenzó mal porque el sistema electoral ya era tramposo. Con el 54% de los votos se llevó el 93% de los puestos y eso creó una sensación de una hipermayoría, y a partir de ese momento se cambió la estructura del Estado venezolano y se propuso la renovación de las autoridades, y todas las autoridades que fueron renovadas fueron afectas al dictador, al que estaba promoviendo la Asamblea Constituyente. Y ese fue el principio del fin del Estado de derecho, de la autonomía de los poderes públicos y la democracia en Venezuela.

Un sector de la población considera que el cambio de Constitución es la llave para la prosperidad económica, pero ese no fue el caso de Venezuela. ¿Por qué?
Es un error pensar que una Constitución, por sí sola va a generar prosperidad. Creo que es una trampa cazabobos decir que todos los problemas de una sociedad o de temas tan complejos como la economía o la desigualdad se pueden atender solo cambiando la Constitución.
Esa es una vieja práctica que Bolívar llamaba las Repúblicas aéreas. Cuando Bolívar pierde la primera República hizo una crítica muy profunda a lo que fue ese proceso de los patricios en el poder, de los criollos en el poder. Habló del fracaso de las Repúblicas aéreas, de pensar que solo con el diseño en papel de las instituciones se puede lograr cambios profundos y yo creo que nosotros en América Latina hemos tenido mucho de eso y en el caso de Venezuela, eso se llevó a un extremo con todo lo que fue ese proceso constituyente.

¿Qué le espera al Perú si se impone el socialismo marxista-leninista?
Le puede esperar lo que le llegó a Venezuela y más rápido. Y mucho más rápido. Porque la situación económica que se tiene hoy es mucho más frágil. Venezuela evitó el colapso temprano porque, entre el año 2004 y 2014, se dio un espejismo con la bonanza económica. Yo creo que, si eso llega a ocurrir en el Perú, lamentablemente van a vivir mucho lo que nosotros estamos viviendo: hiperinflación que ya ustedes conocen de eso, conflictos, terrorismo, desempleo. Creo que eso es lo que se anuncia si aquí se llega a imponer el modelo del socialismo del siglo XXI.

Para más información, adquiere nuestra versión impresa o suscríbete a nuestra versión digital AQUÍ.

Puedes encontrar más contenido como este siguiéndonos en nuestras redes sociales de Facebook, Twitter Instagram.