Libaneses exigen la caída del presidente
A+

Enojados y afligidos, cientos de manifestantes leyeron en voz alta los nombres de las al menos 171 personas que murieron en la explosión de la semana pasada en el puerto de Beirut, pidiendo la destitución del presidente del Líbano y otros funcionarios a los que responsabilizan por la tragedia.

Reunidos cerca de la “zona cero”, algunos manifestantes portaban fotografías de las víctimas mientras una pantalla reproducía la nube en forma de hongo que se elevó sobre la ciudad el martes pasado después de la explosión de un material almacenado durante años. Unas 6,000 personas resultaron heridas y cientos de miles quedaron sin hogar tras el estallido.

La frase “ÉL SABÍA” estaba escrita en una imagen del presidente Michel Aoun en un cartel en el lugar de la protesta. Más abajo decía: “Un gobierno se va, viene otro; continuaremos hasta que el presidente y el líder del parlamento sean destituidos”.

Reuters informó que el presidente y el primer ministro fueron advertidos en julio sobre los peligros del nitrato de amonio almacenado, según documentos de seguridad.

Aoun, quien ha prometido una investigación rápida y transparente, tuiteó el martes: “Mi promesa para todos los libaneses dolidos es que no descansaré hasta que se conozcan todos los hechos”.

Para más información, adquiere nuestra versión impresa o suscríbete a la versión digital, aquí.

Puedes encontrar más contenido como este siguiéndonos en nuestras redes sociales de Facebook y Twitter.