López Obrador enseña un trébol de seis hojas para protegerse del coronavirus [VIDEO]
A+

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, enseñó este jueves, al finalizar su conferencia matutina, un trébol de seis hojas para representar el buen ánimo necesario en esta época de crisis por el coronavirus.

Este miércoles, el presidente enseñó varias estampitas que la gente le había regalado y les atribuyó cualidades de «escudo protector» -un hecho que se viralizó en redes rápidamente- pero no fue capaz de encontrar esta planta en su cartera.

«Les quería mostrar y no lo encontré ayer, pero sí estaba. Miren el trébol. ¿Pero ya vieron de cuántas hojas? Cinco. No, seis. ¿A poco no?», presumió divertido el máximo mandatario.

El trébol se lo regaló el propietario de un restaurante de Tampico, ciudad del nororiental estado de Tamaulipas, según reveló López Obrador.

PUEDES VER | Coronavirus: 767 fallecidos y 17.147 casos confirmados registra España

«También les digo lo que dice, porque (el restaurante) está enfrente del panteón. Dice: ‘Aquí se está mejor que enfrente'», bromeó.

El líder del ejecutivo aseguró que enseñó esta planta de la suerte porque es muy importante «echar para adelante» y «el estado de ánimo, la alegría».

«Aquí se habla de las defensas, que son importantes. Los mexicanos tenemos muchas defensas, muchas, muchas defensas. Se habla también de algún efecto del clima, algo. El 21 ya entra la primavera, eso también ayuda», explicó, aunque priorizó «ver la vida con optimismo, ser felices y ayudar a los que pasan por momentos difíciles».

«Ya no puedo decir abrazándolos, pero queriéndolos mucho. Transmitiéndoles nuestra solidaridad y estar alegres, no deprimirnos. Vamos adelante», animó.

PUEDES VER | Coronavirus: seis juegos móviles para compartir en el aislamiento social

El presidente aprovechó ese momento para alabar la «gran reserva de valores» del pueblo mexicano, que es «excepcional, muy consciente, avispado, y muy inteligente».

Del mismo modo, López Obrador aprovechó el trébol y este mensaje para justificar su gestión de lo que va de crisis del coronavirus, ya que aseguró que el gobierno trabaja «16 horas diarias» y que está tomando las decisiones justas sin adquirir un protagonismo excesivo.

«El protagonismo, tomar decisiones para que se nos deteriore el peso más de la cuenta. ¿Eso es lo que quisieran, que se nos deprecie más la moneda por una decisión equivocada? ¿Un cierre de fronteras y que nos afecte? No, claro que hemos tomado decisiones», finalizó en un giro de discurso.

CON INFORMACIÓN DE EFE

Puedes encontrar más contenido como este siguiéndonos en nuestras redes sociales de Facebook y Twitter.