Alejandro Tudela Chopitea

Alejandro Tudela Chopitea

EL TONEL DE DIÓGENES

Acerca de Alejandro Tudela Chopitea:

...





Ley inconstitucional

Hay remedios que son peores que la enfermedad, y en eso parece que nuestro Parlamento se está especializando: en matar en lugar de curar o, lo que es lo mismo, en prohibir en vez de regular y fiscalizar.

El último ejemplo –por ahora– es la malhadada “Ley Mulder” que prohíbe –con un par de excepciones–, el gasto de publicidad del Estado en cualquier medio de prensa privado y que tras haber sido aprobada por insistencia por la mayoría fujimorista y adláteres la acaba de ser promulgada por el propio Congreso.

Es principio jurídico que toda ley se presume constitucional pero la mentada no va a pasar de la presunción porque cualquier demanda de inconstitucionalidad que se interponga en su contra –sea del Presidente de la República; de numerosos parlamentarios o por iniciativa ciudadana como está anunciado, la fulminará sin remedio para vergüenza de los “fautores” de este desaguisado.

Toda norma legal y más si restringe o prohíbe el ejercicio de derechos fundamentales tiene que ajustarse a los parámetros de no ser discriminatoria y ser razonable y proporcionada en sus alcances y finalidad. Aquí, con el argumento -que, de hecho, puede ser válido- de que el Estado dilapida los escasos recursos públicos del tesoro en avisaje o “autobombo”, no es razón suficiente para vetar la casi totalidad de la contratación publicitaria en los medios de comunicación privados provocando que justos paguen por pecadores porque el Estado –léase, Parlamento y la Contraloría- no cumple debidamente con su obligación fiscalizadora y sancionadora. En vez de esta prohibición aberrante, lo que hay que hacer es regular como Dios manda, cautelando que se cumpla en la publicidad los principios de interés y necesidad públicos, transparencia, rendición de cuentas, no discriminación ni favoritismo y buen uso de los fondos estatales.

Una pena que los padres de la patria de marras –con minúsculas– llevados por intereses subalternos y revanchistas hayan cometido esta tropelía que deberá reparar la justicia constitucional. Y, como coda, reproducimos el último párrafo del excelente editorial de “EXPRESO” al respecto: “(…) Si el Pleno no corrige la ley, en función de la publicidad equitativa, se va a empujar a muchas empresas a reducir personal de prensa y acaso a alentar a las fuerzas oscuras del narcotráfico, la minería ilegal o el contrabando para levantar en peso a algunos medios de prensa de la capital o provincias”. ¡Amén!





ico-columnistas-1-2018

Más artículos relacionados





Top
Suspenden por 24 meses al fiscal supremo adjunto Sandro Paredes

Suspenden por 24 meses al fiscal supremo adjunto Sandro Paredes