Columnista - Alejandro Tudela Chopitea

Pelotera constitucional

Alejandro Tudela Chopitea

...

18 sep. 2019 01:10 am
A+

Empezamos por una suerte de petición de principio casi axiomático: el conflicto de los poderes políticos del Estado (vg. Ejecutivo y Congreso) ha llegado a tal gravedad o hastío que se resuelve mediante un acuerdo o pacto in extremis –que en el pasado tomó la forma de una Convención de Partidos y Régimen de Convivencia-, o a través del adelanto de las elecciones generales.

Claro está, frente a ello se arguye que la otra opción es apuntalar la precaria institucionalidad democrática y llegar al 2021 a pesar del daño que ya se causa a la marcha del país. Es decir, continuar con esta especie de muerte lenta en la que Gobierno y la mayoría parlamentaria opositora no dan su brazo a torcer y que Dios como es peruano nos acogerá confesados de cara al Bicentenario de la República.

Habría que ser un insensato para no preferir la solución del Acuerdo pero visto lo visto en los tres últimos años parece una quimera. En todo caso, su hasta hoy fracaso es responsabilidad –en mayor o menor grado- de los dos poderes y así serán juzgados por la historia.

Ahora bien, la salida mediante la reforma constitucional de anticipo de los comicios planteada por el primer mandatario tiene el obstáculo de la evidente oposición de la mayoría congresal que hasta el momento juega en la comisión al supuesto debate del proyecto y gana tiempo mientras se va desgastando la viabilidad, conveniencia y oportunidad de la medida, lo que alentaría al Ejecutivo a invocar la controvertida cuestión de confianza que desembocará en la disolución del Legislativo.

Sobre la vacancia presidencial por renuncia el jefe de Estado ha dicho nones en siete idiomas y también planea sobre el horizonte la otra vacancia por incapacidad moral y así pasan los días en este desmadre que golpea severamente al Perú.

Una sugerencia a los actores de este absurdo drama político más que jurídico: reflexionen, aguarden a la delegación de la Comisión de Venecia que está por llegar y, sin perjuicio de avanzar el debate, tomen la mejor decisión contando con la opinión y recomendación de esta Comisión consultiva la más prestigiosa del mundo en materia constitucional.

Si al final, el mal menor es el adelanto eleccionario, pues que venga y se adecúe el cronograma y normas electorales para hacerlo posible el año próximo. ¡Amén!

Post Relacionados

Caquetazo

A mediados de marzo pasado, El Perú fue destacado en distintos medios internacionales por su radical decisión de declarar la cuarentena nacional para enfrentar la pandemia del Covid-19. La verdad, no había mejor alternativa que este martillazo en favor de la salud y la vida, a pesar del grave sacrificio económico y social que iba

40 días después

La primera acepción de cuarentena significa cuarenta y ya pasamos las cuatro decenas de días sometidos al confinamiento social. Empero, lo cierto es que en materia sanitaria la palabrita hace buen tiempo no es sinónimo del número aritmético sino del período de tiempo necesario que las personas deben mantenerse aisladas por razones de salud pública.

Taiwán y la OMS

Entre tanto aguardamos con expectación y ansiedad lo que ocurra el domingo próximo en cuanto a las nuevas medidas gubernamentales contra el Covid-19, desviamos la mira por un momento aunque siempre girando en torno a este maldito virus. No dudamos que la República Popular China (RPCH) debe más que explicaciones a la comunidad mundial por