Continuando con la aclaración necesaria a quienes asumiendo posiciones de gobierno pretenden antagonizar la sociedad, a modo de enseñanza – aprendizaje y para conocimiento de quienes ignoran los mensajes de líderes que han trascendido las fronteras de un partido o de un país, como Víctor Raúl Haya De la Torre, se trascriben algunos extractos de su discurso de instalación en la Asamblea Constituyente de 1978.

La esencia de la democracia:
“… el pueblo peruano optó por el camino de la democracia y de los partidos en que la democracia se sustenta, y quedó confirmada, con la experiencia peruana, la luminosa frase del apóstol cubano José Martí, quien dijo: “Cuando el sufragio es ley, la revolución está en el sufragio”.

El reto, en democracia:
“Se nos ofrece en 1978 la oportunidad de realizar aquella ‘gran transformación’ con que soñamos las juventudes rebeldes de 1923 y por la que vivieron, lucharon y murieron con gloria millares de peruanos en los últimos 50 años”.

La tarea, en democracia:
“Nos aguarda la tarea de cristalizar, en principios precisos y en instituciones modernas, esos ideales de democracia y justicia social, de pan con libertad, que fueron guía y bandera de varias generaciones en nuestro país”.

Concertar para gobernar y el bien social:
Parafraseando a Haya de la Torre en este discurso, diría: “Es obvio que la búsqueda de armonías… no significa el abandono de posiciones ideológicas ni de ideas ni programas… no se legisla (ni se gobierna) para un partido, ni para un sector, sino para todo el pueblo y debe procurar la concordancia constructiva de aspiraciones fundamentales”.

Evidentemente que lo expresado por Haya De la Torre, de abierta y probada vocación democrática dista mucho, en continente y contenido, de lo expresado por el premier y lo que arrastra este gobierno desde que estuvo en campaña. Peor aún, continúan con esa fraseología en el gobierno, como es la manipulación de algunas expresiones como “el pueblo”, en una suerte de monopolización o hegemonía de términos, quitándole la esencia y el contenido, más para un aprovechamiento político y partidario… ¡Señores del gobierno… el pueblo somos todos!

Hasta ahora no hay un espíritu concertador y que busque el consenso de ideas, hay más la confrontación y contraposición buscando acentuar la polarización social… ¿Hasta cuándo tendremos que esperar?

Para más información, adquiere nuestra versión impresa o suscríbete a nuestra versión digital AQUÍ.

Mira más contenidos siguiéndonos en Facebook, Twitter Instagram, y únete a nuestro grupo de Telegram para recibir las noticias del momento.