Las acciones orientadas a fortalecer la transparencia institucional, fueron las primeras en ser anunciadas por la flamante presidenta del Poder Judicial, Elvia Barrios Alvarado, ni bien asumió el mando para el periodo 2021-2022.

Estas tienen que ver con “la obligatoriedad de resolver todas las causas que hayan sido vistas durante el Año Judicial 2020 a nivel nacional y la publicación del sentido de la votación”. Dijo que la verificación del cumplimiento de esta disposición será realizada a partir del 29 de enero próximo y a partir de esa misma fecha el sentido de la votación que se emita en un proceso judicial, tanto en autos como en las sentencias se deberá publicar en el mismo día en que se tome la decisión. Transparencia plena que merecerá la aprobación de la población.

Son nuevas políticas de cara a la ciudadanía que buscan recuperar la imagen del PJ. Con razón o sin ella, la imagen de este importante poder del estado quedó en entredicho en el imaginario popular a lo largo del tiempo. Pese a los esfuerzos realizados en otras oportunidades.

La doctora Barrios anunció que entrará en funcionamiento el aplicativo “Módulo de Registro de Decisiones Judiciales”, que será de acceso público. A través de él la ciudadanía podrá estar informada en tiempo récord de las decisiones tomadas en cada proceso. La transparencia, sin duda, es un elemento fundamental para la existencia de la confiabilidad en una institución tan importante como garante de la justicia y del derecho.

Si a ello se suma que los 3 mil 417 jueces y juezas del país contarán, a partir del segundo semestre de este año, con “Casilleros Digitales Individuales” de acceso público donde serán archivadas digitalmente todas las resoluciones que emitan, se habrá dado el paso más importante en el terreno de la transparencia. Y como si ello fuera poco para transparentar los actos que ocurran en el PJ, “las declaraciones juradas de ingresos, bienes y rentas, así como la declaración de intereses de los jueces y juezas y funcionarios serán publicadas en un aplicativo especial del portal web del Poder Judicial en un plazo de cien días”, según la anunciado por la principal autoridad de dicho poder del Estado.

Igualmente, a partir del segundo semestre de este año, todos los expedientes elevados a la Corte Suprema serán digitalizados a nivel nacional, lo cual permitirá que estos “viajen” de manera virtual a través de la red de datos, eliminando el uso del papel y reduciendo los tiempos del proceso, con lo cual la modernización y el uso de las plataformas digitales entran con más fuerza de lo ya empezado a una de las instituciones más tradicionales y formales de la sociedad. La justicia será, cada vez, más rápida y menos engorrosa para beneplácito de la población que llega al PJ en busca de justicia.

Por otro lado, las denuncias de violencia contra la mujer merecerán una mayor atención a nivel nacional con el uso de medios tecnológicos en los juzgados de familia. La nueva gestión impulsará la innovación tecnológica, como el “Proyecto Tucuy Ricuy”, para la automatización y reducción de los tiempos de atención en los casos de violencia de género. Y en el campo de la lucha contra la corrupción anunció que se apoyará decididamente a la Sala Penal Especial de la Corte Suprema para que cumpla su cometido. Dicha sala estará presidida por la jueza Inés Villa Bonilla. Lo propio ocurrirá con la Corte Superior Nacional de Justicia Penal Especializada que conoce los procesos emblemáticos. Grosso modo estos fueron algunos de los muchos anuncios en el PJ, que merecerán el respaldo de todos quienes estamos comprometidos con el cambio en nuestra institución.

Juez Supremo.