¿El azar colocó a Pedro Castillo en segunda vuelta? ¡CLARO QUE NO!

Hace un tiempo, me comentaron que Vladimir Cerrón, ávidamente, consultaba con expertos cómo lograr colocar a su partido en la segunda vuelta. Finalmente llegó a la conclusión que necesitaba construir toda una maquinaria organizacional partidaria preparada para derrotar a los contrincantes EN LAS MESAS DE VOTACIÓN, pero valiéndose del sistema electoral.

Con una derecha política atomizada, concentró su discurso hiper radical encantonado en el Sur y el Centro, valiéndose del desastroso trabajo previo ya realizado, durante décadas, por los gobiernos subnacionales, no sólo en esas regiones, sino a lo largo y ancho de país, en los que se le endosa la responsabilidad al gobierno central.

Entonces, realizadas las consultas, y concluyendo Cerrón que necesariamente requería penetrar y consolidarse políticamente en el Sur y Centro del país, lo primero que hizo fue hacerse del gobierno regional de Junín. Así, tras unos años en el poder regional, se especula que, ya con los recursos dinerarios asegurados, y teniendo un impedido legal por sus antecedentes penales, escogió a dedo a Pedro Castillo para llevar adelante su plan para la toma del poder.

Quijotes, Castillo siendo un líder del gremio magisterial, tenía a disposición miles y miles de potenciales personeros a nivel nacional, a quienes se dice capacitaron para convertirlos en expertos en hacer lo que tenían que hacer en las mesas de votación. Por su lado, en esas zonas del país, Fuerza Popular ni siquiera pudo asomar las narices por el rechazo popular violento contra todo aquel que se mostrara en contra de Castillo. Por otro lado, la actuación de los veedores internacionales evidentemente se circunscribió a algunas mesas de votación, en las cuales seguramente sólo pudieron echar una mirada interesada y profesional; pero no más. Además, Fuerza Popular no contó con personeros legales en miles de mesas, donde quizá los funcionarios de la ONPE pudieron ser casualmente simpatizantes de Castillo…  ¡Eso nunca lo sabremos!

En concreto, Vladimir Cerrón, actor político tenaz y decidido, fue quien llevó a la izquierda a estar a un paso de lograr la presidencia de la República, de colocar en Palacio a un representante de la izquierda radical, utilizando con maestría el sistema imperfecto creado exprofesamente para beneficio de los políticos tradicionales.

Entonces, sea quien sea quien gane la elección, tendrá una dura tarea por delante, un Congreso mayoritariamente opositor que, seguramente, cumplirá fielmente su labor, siendo el contrapeso político del Ejecutivo.

A cualquiera sea el perdedor de esta reñida justa electoral, el Perú entero le exhorta a respetar el resultado final. En ese sentido a ambos se les conmina respetar su juramento de preservar intacta y fortalecer la democracia.

Sra. Fujimori, de ganar usted, tendrá la posibilidad de escribir su apellido en las páginas de la historia para ser bien recordada y reconocida por las siguientes generaciones. Sr. Castillo, de ganar tendría usted la posibilidad de transformar el Perú, librándolo de las estructuras de impunidad y corrupción que históricamente fueron construidas para el beneficio de pocos.

A ambos, rivales políticos… ¡El Perú ante todo!

Para más información, adquiere nuestra versión impresa o suscríbete a nuestra versión digital AQUÍ.

Puedes encontrar más contenido como este siguiéndonos en nuestras redes sociales de Facebook, Twitter Instagram.