Colaboradores

Colaboradores

COLUMNISTA INVITADO

Acerca de Colaboradores:

No debemos decir todo lo que pensamos, sino pensar todo lo que debemos decir.





La desregulación de las telecomunicaciones está aquí

La Unión Internacional de Telecomunicaciones-UIT, luego de un estudio en distintos países sobre los servicios denominados  Over-The-Top u OTT, aplicaciones a las que se accede a través de Internet (entre las que se encuentran Whatsapp, Skype, Netflix, Youtube y Snapchat) y que pueden utilizarse como si fueran servicios de telecomunicaciones tradicionales, ha publicado hace unas semanas atrás la Recomendación ITU-T D.262, que desarrolla una serie de recomendaciones de gran trascendencia para la regulación del sector de telecomunicaciones, específicamente sobre el tratamiento que se viene dando a los servicios denominados tradicionales, como son la telefonía fija y la larga distancia nacional e internacional.

Lo importante de esta recomendación es que la UIT reconoce, con toda claridad, que actualmente, gracias al crecimiento de la banda ancha fija y móvil, los servicios OTT han logrado tal demanda y desarrollo entre los consumidores de todo el mundo que pueden convertirse en un sustituto directo de las telecomunicaciones tradicionales, afectando con ello su modelo de negocio tradicional.

Por ese motivo, alienta a los países a desarrollar nuevas regulaciones para incentivar la justa competencia entre los proveedores de las redes y proveedores OTT, la innovación y la inversión, reduciendo la carga regulatoria que hasta ahora tienen los servicios de redes tradicionales.

En términos sencillos, ello significa revisar los marcos normativos vigentes para aminorar las exigencias que aún tienen servicios como, por ejemplo, la telefonía fija (en nuestro país el operador dominante está sujeto a la regulación de tarifas tope mediante el factor de productividad), a fin de que puedan competir en igualdad de condiciones con los nuevos servicios soportados en la red de Internet. Una herramienta clave para alcanzar esta igualdad de trato consiste en determinar los mercados relevantes con el propósito de determinar los límites del mismo y el nivel de competencia existente en cada caso, debiendo considerarse para ello la integración que se da entre los distintos mercados.

Ahora corresponde a cada país miembro su implementación de acuerdo a la situación de sus mercados, pero el mensaje es bastante claro, pues nos señala la tendencia que tomará la regulación de las telecomunicaciones en los próximos años.

En el caso peruano, al ser parte del organismo internacional, también deberá tomarse en cuenta esta recomendación, siendo necesario realizar los estudios técnicos y generar un amplio debate con la participación de los agentes involucrados sobre las próximas medidas a ser adoptadas. Asimismo, tal como lo señaló la OCDE, se requiere el fortalecimiento institucional del organismo regulador para coadyuvar a la eficacia de sus labores con el propósito de alcanzar un mercado competitivo con más servicios a tarifas accesibles y que llegue a la mayoría de los peruanos.

Manuel Cipriano Pirgo, consultor externo de TyTL Abogados – Partner de la Red Peruana de Negocios





ico-columnistas-1-2018

Más artículos relacionados





Top
A. Mariátegui: “No hay repartija en la elección de los miembros del TC”

A. Mariátegui: “No hay repartija en la elección de los miembros del TC”