Y así damos inicio a las ocho semanas de mayor angustia en los últimos 20 años (por lo menos) de nuestra vida republicana. “Pero la izquierda ya pasó a segunda vuelta antes, es más, en su momento Ollanta ganó y todo normal…” A ver, vamos a destinar este espacio que siempre ha tenido un fin formativo, informativo e inspiracional para el pequeño y mediano empresario, a exponer claramente a qué nos estamos enfrentando. Quien ha pasado a segunda vuelta no es un político de izquierda, formado en colegio privado, con casa en Surco y algo de mundo; no estamos hablando de alguien que estudió en Europa y allí despertaron sus pasiones socialistas y con ceguera la caviarada pretende el sillón presidencial… ¡NO! Ojalá fuese así, ya que en ambos casos, no hay mucha dificultad en que se den cuenta que UN GOBIERNO DE IZQUIERDA EN UN PAÍS QUE ESTÁ EN PLENO DESARROLLO, NO FUNCIONA, LEJOS DE SUMAR, DESTRUYE LO POCO O MUCHO QUE SE HAYA AVANZADO. No nos olvidemos que Ollanta Humala cambió de polo rojo a polo blanco; que tenía un equipo técnico medianamente conocido y que, como explicaba líneas arriba, sabe qué es vivir con luz, agua, techo, alimentos, vestimenta, internet, viajes al extranjero, entre otras cosas propias de lo que ahora se conoce como “vida acomodada limeña”. El señor Castillo es un profesor de escuela rural de Cajamarca, tiene nula experiencia en gestión pública y privada, su conocimiento en materia económica es paupérrimo (no es una opinión, son hechos, basta con ver las entrevistas que le han hecho), no tiene ningún patrón a seguir en comparativa con países desarrollados, no tiene un equipo técnico con experiencia sustentada que pueda dar algo de seguridad en lo que vaya a hacer hacia adelante, su plan de gobierno expone claramente las acciones que piensa ejecutar, donde las palabras EXPROPIAR y ESTATIZAR aparecen sin encaletamiento alguno, ha declarado públicamente que NO PIENSA PAGAR LA DEUDA EXTERNA (esto implica inmediatamente nuestra salida del mercado internacional, el ingreso a la lista negra de países negados para invertir, entre otras consecuencias propias de darle la espalda al mundo en plena globalización), tiene un ánimo de revanchismo social propio de su historia de vida tan limitada en recursos y es una persona con sus convicciones claras, UN GOBIERNO DEL PUEBLO, PARA EL PUEBLO Y POR EL PUEBLO… Igualdad ante todo, es decir, todos pobres y de allí vemos (esto último no lo dice pero es consecuencia obvia e inmediata de todo lo anterior). ¿Eso lo descalifica para ser presidente del Perú? SÍ… ¡totalmente!
A todos quienes puedan leer este artículo, a estas alturas no importa si simpatizamos o no con quien el señor Castillo tiene al frente, ya dejó de ser un problema político, es el futuro CERCANO el que está en juego, y esta batalla no se ganará poniendo post en facebook… ESTA ES UNA BATALLA QUE NOS NECESITA A TODOS LOS QUE LUCHAMOS DÍA A DÍA POR DARLE LO MEJOR POSIBLE A NUESTRAS FAMILIAS PROMOVIENDO POR TODOS LOS LUGARES Y FORMAS POSIBLES VOTAR POR KEIKO, ASÍ NO NOS GUSTE, NO EN BLANCO NI VICIADO.
La Sra. Keiko Fujimori podrá tener cosas con las que muchos no estan de acuerdo y representará para otros la dictadura de su padre… ¡Ella no es su padre!… Aparte, creo que nadie tiene miedo de que nos quite el pan de la boca, ¿no? Entendámoslo por favor, NO SE TRATA DE PASIONES POLÍTICAS, NUESTRO FUTURO ESTÁ EN JUEGO, DEFENDÁMOSLO.