Dr. Luis Sánchez

Acerca de Dr. Luis Sánchez:





No hay edad para estudiar

Nunca es tarde para el ser humano estudiar, capacitarse, enriquecerse intelectualmente, lo único que se necesita es voluntad. El conocimiento abre la mente, hace percibir las cosas en una forma integral, reflexiva, con sentido común, siendo asertivo para solucionar intereses en conflicto.

Recuerdo que las carreras que estudie lo hice en la noche, había muchos alumnos de edad madura, casados con hijos y nietos, que podría pensarse que en su condición de ellos, era más difícil estudiar, en parte sí, empero el interés de estudiar, la vocación, la avidez de aprender, llegar a ser profesional y ejercer la misma, constituyen motivaciones que alimentan el espíritu para seguir adelante sin tregua alguna.

En el ejercicio de la docencia, tienes la oportunidad de enseñar a alumnos de diferentes generaciones y a todos se les exige por igual, al momento de rendir una prueba o participar en un debate, pudiendo observar el ímpetu de los jóvenes y la experiencia de los adultos, que se amalgaman en conceptos, decisiones, conclusiones, que ilustran en el aprendizaje de los alumnos y lo más satisfactorio de un maestro es que sus alumnos aprendan, asimilen y sean coherentes en sus decisiones.

Recuerdo a varios alumnos que se destacaban, uno de ellos era el señor Ormeño, dueño de la compañía de transportes, más de setenta años, era el primero en llegar y el último en retirarse, participaba activamente en clases con un buen criterio, que lo motivó a estudiar derecho, me dijo, que siempre quiso ser abogado para defender los intereses de la familia y en forma jocosa dijo que había gastado mucho dinero en abogados. Pues, en el presente caso, una persona que no tenia necesidades económicas, sino disfrutar, logró sus sueños sobre la base de su perseverancia.

Igualmente, le enseñé a una alumna que es invidente, no constituyendo ninguna limitación para seguir estudiando y terminar su carrera, actualmente tengo entendido que es una defensora de los derechos humanos de la mujer.

La semana pasada me invitaron a una juramentación de incorporación al Colegio de Abogados de la Provincia Constitucional del Callao, de un colega que este año cumple setenta y tres años, dejó de estudiar muchos años por razones personales, pero en su interior estaba latente un ciclo de su vida que no había concluido y decidió retomar los estudios con éxito, dedicándose actualmente a la defensa en los tribunales de la república.

Estas personas aprendieron que no se puede dar marcha atrás, que la esencia de la vida es ir hacia adelante. “La vida en realidad es una calle de sentido único”.





ico-columnistas-1-2018

Más artículos relacionados





Top
Odebrecht: fiscales apañan amnesia sobre coimas

Odebrecht: fiscales apañan amnesia sobre coimas