Dr. Luis Sánchez

Acerca de Dr. Luis Sánchez:





Nunca te olvides de la persona que vino a tu vida con una antorcha cuando era oscuridad

Muchas personas son ingratas porque se olvidaron de aquellas que en algún momento de la vida fueron luz en su camino. Considero que el ser humano debe ser agradecido y sí no lo es hay que enseñarle para que aprenda donde estaba y ahora que es por la mano que se le estiró en un momento de su existencia para que sea persona de bien.

Conocí el caso de una madre abnegada, que sus hijos eran la razón de su existir, se privó de muchas cosas para darles lo que necesitaban de acuerdo a su desarrollo, hasta lograr que sus hijas sean profesionales, bien casadas con hijos; resultado de cuentas, los yernos no toleraban a la suegra y pusieron a las hijas en una disyuntiva, o la internas a tu madre en un asilo o me voy de la casa. Estas hijas mal agradecidas, desamorosas sin un ápice de sentimientos hacia la madre que las trajo al mundo, por complacer a los esposos la internaron en una casa de reposo, olvidada, sin cariño, ni amor, hoy se consume por la tristeza del olvido, la indiferencia e ingratitud de las hijas, nietos y yernos, que buscaban su vida hedonista sin importarle en lo absoluto a la anciana madre.

La pregunta es cómo seres humanos que recibieron tanto amor incondicional, sin pedir nada a cambio, solamente el bienestar de las hijas, éstas pudieron actuar de esa manera. La verdad de las cosas es que los padres no escogen a los hijos, nacen, crecen y se independizan, que es la ley de la vida, pero de allí, que no le interese la madre en absoluto, son seres que han nacido sin afecto, no quieren a nadie, ni a sí mismas, porque la persona que se quiere, tiene la capacidad afectiva para dar amor hacia la madre; no estamos refiriendo a aquellas personas narcisistas, que no quieren a nadie, sino las que tienen sentimientos pero no hacia la madre.

Existe algunos casos en que los padres no han podido procrear ni concebir a un hijo y han decidido buscar una alternativa a través del proceso de adopción, desde que son infantes, logrando que los padres biológicos renuncien a su paternidad por diferentes razones y se otorgue la adopción a los padres adoptantes, quienes se preocuparon desde la infancia, adolescencia y adultez. Con el transcurrir del tiempo los padres empezaron a percatarse que el hijo empezaba a desarrollar una conducta distante, fría, crítica hacia los padres, exigiéndoles una serie de beneficios, y los padres para complacerlo aceptaron sin prever lo que sucedería más adelante cuando el hijo adoptado establece una relación sentimental con una pareja y deciden darles muerte para quedarse con la fortuna, a pesar de que iluminaron el sendero de su vida, para encontrar la deslealtad y traición del hijo que decidieron adoptarlo con mucho amor.

“Nadie escoge a los hijos ni a los padres”.





ico-columnistas-1-2018

Más artículos relacionados





Top
“Moqueguanos” pierden poder en el Ejército

“Moqueguanos” pierden poder en el Ejército