Enrique Quiroga Carmona

Acerca de Enrique Quiroga Carmona:



La prueba de fuego del TC

El habeas corpus presentado por Keiko Fuijimori ante el Tribunal Constitucional (TC) para recuperar su libertad, de la que viene siendo privada por más de un año, del modo más arbitrario y politizado imaginable, es la prueba de fuego de este tribunal, para demostrar que la mayoría de sus miembros mantiene el espíritu que siempre debe acompañar a quienes conforman este tribunal, y que los obliga a actuar con la mayor probidad y respeto, por el verdadero espíritu de las normas constitucionales, y las que le señala la Ley Orgánica de ese tribunal. Situación que claramente no se está dando en el caso de la demanda competencial, por el golpe de Estado, a la que me he referido en mi artículo anterior en el diario EXPRESO (de 07-11-19).

Desgraciadamente, algunos de estos magistrados han confundido la razón de ser de su presencia en ese órgano de justicia constitucional, con sus convicciones políticas, que en ningún caso pueden estar por encima de los derechos fundamentales de la persona humana, tal como es la libertad personal. En esta oportunidad, el TC tiene que pronunciarse en relación con el caso de la Prisión Preventiva de Keiko Fujimori, y su decisión es de la mayor importancia, no solo porque a la luz de los hechos resulta ostensible que se trata de un enorme abuso, sino por la injerencia que sin duda tuvo el tema político, en las decisiones judiciales que la han privado de su libertad, lo que es inaceptable en cualquier caso, más aun cuando está de por medio la libertad de una persona.

En relación con esta modalidad de arbitrariedad, – de la que hay precedentes en alguno que otro país- existen pronunciamientos anteriores, de la Corte Interamericana de DDHH, de la Corte Suprema del Perú, del propio TC, y de su Santidad el Papa Francisco. Todos son coincidentes en que esta medida solo puede aplicarse en casos extremos y absolutamente probados, que tengan que ver con el peligro de fuga inminente, la obstrucción a la justicia, si es que verdaderamente se ha incurrido en la frustración de los actos de investigación, así como la comisión de delitos sumamente graves; nada de lo cual como sabemos perfectamente, ha sido comprobado, en el caso de la Sra. Fujimori. Lo mismo ha opinado y recomendado, el reciente Acuerdo Plenario de la Corte Suprema N° 01-2019/CIJ-116.

Y lo que es sumamente orientador en esta materia, para evitar atropellos, es la novísima decisión del Supremo Tribunal Federal (STF).de Brasil, sobre la libertad, y la forma de aplicar las penas, en el sentido que “nadie puede ir a la cárcel antes de agotar sus recursos ante las cuatro instancias del sistema judicial brasileño. Y añade además, para la privación de la libertad, las mismas exigencias anteriormente
señaladas por diversos organismos. Lo que ha permitido que numerosos detenidos incluso “condenados”, como el caso del ex presidente de Brasil Inacio Lula da Silva, salgan en libertad. Este es el criterio de justicia que se está dando en el mundo. Pero Keiko sigue presa.



ico-columnistas-1-2018

Más artículos relacionados





Top
Prima de Nadine blindó a Odebrecht

Prima de Nadine blindó a Odebrecht