Francisco Diez Canseco T.

Acerca de Francisco Diez Canseco T.:



El desgobierno populista de Vizcarra

Como era de esperarse, la agenda populista del régimen de Martín Vizcarra ya comenzó a hacer agua: a la magra reacción de Tacna durante la sagrada Procesión de la Bandera y el fracaso total del mitin de Chachapoyas, se han sumado las anémicas marchas destinadas a impulsar “que se vayan todos” mientras arrecia la agitación de la izquierda marxista en el sur y Puno es paralizado parcialmente en respaldo al, felizmente, ya capturado Aduviri.

Lo dije y lo reitero: rechazo las marchas de agitadores, irresponsables y demagogos que pretenden de esa manera presionar al Congreso a adelantar las elecciones al estilo Vizcarra pero sí creo que el país no debe soportar más a su gobierno de balcón ni tampoco a un Congreso que poco o nada ha hecho por el progreso del país y que se ha autodescalificado por su blindaje a notorios corruptos.

Está claro también que el proyecto de reforma constitucional de Vizcarra para el adelanto de los comicios viene con una visible trampa destinada a viabilizar su reelección cuando propone modificar el artículo 112 de la Constitución -que prohíbe la reelección presidencial inmediata- agregándole un innecesario párrafo por el cual un presidente “juramentado” tampoco podrá acceder a ella: si el electorado votara en contra de este párrafo engañoso, lo habilitaría, por vía de la negación, a lanzar su can
didaturatura el 2020.

El primer tema es salvar el sistema democrático de su enemigo principal que es el propio Vizcarra quien en su irresponsable manejo del gobierno pretende permanentemente pasar por encima del Estado de Derecho invocando una voluntad popular que cada día lo va abandonando -salvo en el rechazo al Congreso- y conduciendo al Perú a una suerte de anomia que solo beneficia a los partidarios del antisistema, tales como los gobernadores de algunas regiones del sur con quienes se ha solidarizado en su rechazo al proyecto minero de Tía María, luego de otorgar, el mismo, la licencia de construcción.

Este sainete cada vez pone en evidencia, con mayor claridad, como he señalado, un objetivo que no estaba claro cuando Vizcarra asumió el poder: el de efectivamente conducir al país a una situación de caos y desgobierno que impulse la destrucción de la democracia al servicio de los cada vez más visibles partidarios del antisistema.

Felizmente, el pueblo, al que Vizcarra ha utilizado previas duchas encuestas, está reaccionando ante tanta incapacidad y engañifa.

Los demócratas seguiremos librando la batalla.



ico-columnistas-1-2018

Más artículos relacionados





Top
Califican de “populista” D.U. de Martín Vizcarra para subsidiar transportistas

Califican de “populista” D.U. de Martín Vizcarra para subsidiar transportistas