Isaac Humala Nuñez

Isaac Humala Nuñez

LA COLUMNA DE DON ISAAC

Acerca de Isaac Humala Nuñez:



Dos cárceles para presidentes del Perú

Desde hace solo cuatro días, sábado/noviembre/17/2018, el Perú tiene dos cárceles para sus expresidentes: la antigua, denominada Diroes, en el popular distrito de Ate, y la otra, novísima, que denominaríamos “Embajada de Uruguay” en el aristocrático distrito San Isidro.

Es exagerado y denigrante considerar cárcel a una embajada; pero no lo es en el caso actual de Uruguay-Alan García, quién ya está viviendo dentro de la embajada y en trámite su solicitud de asilo.

Que proceda o no el asilo es decisión exclusiva del país asilante; el trámite no tiene plazo, puede durar días, meses y hasta años. Haya de la Torre estuvo cinco años en la Embajada de Colombia.

Alan García estaba con su resolución judicial de impedimento de salida del país por 18 meses, expedida por el juez, hecho que el embajador de Uruguay no podía ignorar, y con conocimiento del Presidente de Uruguay Tabaré Vázquez, convirtieron a su embajada de Lima en una cárcel; es decir, han rebajado el rango de su residencia en Perú.

Alan García, el mismo día en que el juzgado empezara su investigación, decidió asilarse, pues el juez en la breve diligencia le preguntó quién le pagó por su única conferencia dictada en el Brasil y finalmente le mostró el seguimiento que establecía que quien pagó fue Odebrecht de su Caja 2 para sobornos, US$ 100,000. Varias decenas de conferencias dio en todos los continentes por un importe que excede el millón de dólares; todos esos recibos han sido pagados con dineros de la misma Caja 2. Percibió García que le habían descubierto la modalidad del soborno, razón por la que solo a horas de la diligencia judicial tocó las puertas de la embajada.

El antiguo Diroes, para cobijar a un Presidente, Fujimori, tiene la infraestructura de un hotel 4 estrellas con un personal que bordea los 40 y que significa un gasto mensual no menor de 150,000 soles. El nuevo Diroes equivale a hotel de 5 estrellas y ahí debieran cobijarse Morales Bermúdez, Alejandro Toledo y PP Kuczynski. Es pues, para nuestra congestión carcelaria y nuestro reducido presupuesto carcelario, un maná que nos regala Tabaré Vázquez.

Al Gobierno peruano le basta informar a Uruguay simplemente que Alan no es un perseguido ideológico sino un procesado judicial penal, razón por la que en el supuesto de que el asilo sea otorgado, el presidente Vizcarra no podría otorgar el salvoconducto pues García está sometido al Poder Judicial.



ico-columnistas-1-2018

Más artículos relacionados





Top
Gerardo Sepúlveda, exsocio de PPK, presenta abogado ante el Poder Judicial

Gerardo Sepúlveda, exsocio de PPK, presenta abogado ante el Poder Judicial