Isaac Humala Nuñez

Isaac Humala Nuñez

LA COLUMNA DE DON ISAAC

Acerca de Isaac Humala Nuñez:





Presidente Vizcarra: “sin licencia social no hay minería”

Con esta declaración decisiva, rectificó el presidente Vizcarra a su premier Villanueva quien había anunciado que en agosto próximo arrancaban las decenas de proyectos mineros que estaban listos e invitaba a otras transnacionales al Perú.

Esta diametral y gravísima discrepancia entre premier y Presidente se explica por la circunstancia de ocurrir a solo días del derrocamiento de Kuczynski, en el que brillaba el golpista victorioso Villanueva y aún en la penumbra el “afortunado” Presidente.

Remeció a las transnacionales del mundo y a la Confiep, su gremio en el Perú, el derribamiento del dogma de creer que la inversión extranjera es la principal base para el despegue de la economía y único camino al desarrollo. Vizcarra ya Presidente aparecía como un Ollanta sin previa hoja de ruta y sin previos mandamases del BCR y del MEF, respectivamente.

Para restablecer la situación y el dogma sacrosanto, la Confiep organizó un complot que debía estallar el 22 de mayo para “domar” al Presidente con el chantaje de conducirlo al Congreso y reemplazarlo por la vicepresidenta Aráoz. Pero faltó el requisito del OK del Ejército y el ministro Tuesta que era el titular del alzamiento desistió a última hora. El premier se dio por no aludido.

Actualmente, la conspiración contra el Presidente es abierta, las encuestadoras como no están pagadas por Vizcarra, anuncian semanalmente sus “desastres”. La mayoría de la prensa se ensaña.

El Perú Profundo responde con acciones de masas, hasta paros y huelgas contra el desgobierno de autoría de Villanueva-Tuesta, que alzaron el precio del combustible, ofrecieron más facilidades a las transnacionales, ampliaron los impuestos a los pobres y cedieron la plataforma submarina a transnacionales extranjeras.

Exigiendo el cierre del Congreso, ayer fue la tercera movilización, esta vez, además de Lima, en otras ciudades.

El final del globalismo empezó. El Congreso fujimorista está colapsado. El etnocacerismo acaba de realizar su 8vo Congreso. Tenemos el Ejército del taita General Cáceres, al mando de su discípulo Antauro, este Ejército más guerrero que el Ejército regular.

El presidente Vizcarra tiene que entenderse solo con las transnacionales ya operantes dentro del país. Salgan de su actual situación delincuencial: 1) Es delito no tributar mientras no recuperen su inversión; 2) sobre el metal extraído hay copropiedad, mas no exclusividad de la minera.

Los campamentos deben tener como proveedores de alimentos a productores locales. Empieza por ahí la revolución agroindustrial. Es la hora de los productores locales y pasó la de las transnacionales.





ico-columnistas-1-2018

Más artículos relacionados





Top
“No descarto la posibilidad de pedir asilo político”

“No descarto la posibilidad de pedir asilo político”