Jaime Miranda Sousa

Jaime Miranda Sousa

CONTUNDENTE REALIDAD

Acerca de Jaime Miranda Sousa:



Solo al mercantilismo privado sorprendió lo de Chile

El problema chileno solo sorprendió a los mercantilistas privados porque no llegan a comprender que las prácticas comerciales que distorsionan el mercado atentan contra la Economía de Mercado y promueven el mercantilismo de izquierda, léase, al socialismo.

El que Chile vaya a luchar contra los monopolios es una prueba de que los chilenos se están dando cuenta de lo que ha pasado en su país.

El mercantilismo privado y el de izquierda no están en contra de los empobrecedores monopolios, la diferencia está en que los mercantilistas privados obtienen privilegios influyendo, y hasta sobornando, a los que gobiernan. Los mercantilistas privados no tienen el control absoluto del Estado como si lo tienen los mercantilistas de izquierda. En otras palabras, los mercantilistas privados controlan la economía mas no al Estado y los socialistas controlan la economía y el Estado. Por ello el mercantilismo de izquierda logra perpetuarse en el poder gracias a elecciones fraudulentas y al apoyo de una minoría privilegiada como ocurre en Venezuela, Nicaragua, etc.

Los mercantilistas de izquierda, con razón, llaman neoliberales a los mercantilistas privados y para arremeter contra la Economía de Mercado, también la llama neoliberal a pesar de que es un sistema socioeconómico que busca la libre oferta y demanda, es decir, lucha contra el mercantilismo sin importar si es privado y o de izquierda.

Los mercantilistas de izquierda afirman que en la Economía de Mercado el mercado es libre cuando solo lo es la oferta y demanda, por ello, el mercado se interviene cuando, como es el caso de los monopolios, la oferta y demanda se distorsiona creando abusos.

La Economía de Mercado busca que los ciudadanos tengamos cada día más acceso a nuestros derechos políticos, sociales y humanos, también busca que tengamos acceso a un mercado libre de distorsiones privilegiantes (monopolios, innecesarios controles de precio) y que el derecho de propiedad de todos (privados o Estado) sea cada vez más seguro. También sostiene que deben ser subsidiados aquellos que, por razones no atribuibles a ellos, no pueden competir en el mercado. Por ello, como ejemplo, la educación debe ser gratuita para quienes no tienen los recursos para pagarla.

No quiero terminar sin pedir que se dé el nombre de un país que tienda a la democracia a pesar de que la propiedad no es segura y que existe controles de precios. La Economía de Mercado busca un Estado administrativamente eficiente.



ico-columnistas-1-2018

Más artículos relacionados





Top
Raúl Diez Canseco: “El futuro del Perú depende de las elecciones congresales”

Raúl Diez Canseco: “El futuro del Perú depende de las elecciones congresales”