Los recordamos desde el colegio, pero muchas veces no tenemos claro cómo aplicarlos en la escritura diaria. Los prefijos son elementos que carecen de autonomía y necesitan ubicarse antes de una palabra para aportar un significado, tal es el caso de “ex”, “anti”, “pro”, “vice”, por mencionar algunos. La duda se genera al no saber cómo escribirlos: si juntos a la palabra que acompañan o separados de ella, o incluso en qué casos se deben escribir unidos con un guion. Para aclarar eso, la RAE presenta tres reglas:

Primero, el prefijo debe escribirse junto cuando afecta a una sola palabra. De esta manera, tenemos formaciones como “recuerda a su exnovia”; “es una sartén antiadherente”; “leo a un autor posmoderno”; “hizo un precontrato”, “fue elegido como vicepresidente”. Lo mismo sucede si son varios prefijos juntos, como en el caso de “es un hombre antiposmodernista” (anti+pos+modernista).

Segundo, el prefijo debe escribirse unido con un guion cuando la palabra que acompaña se inicia con letra mayúscula. Así, por ejemplo, tenemos “se compró un mini-USB”; “son personas pro-Trump”; “es un sujeto anti-OTAN”. Del mismo modo, se emplea el guion cuando acompaña a un número, como en el caso de “hoy juega la sub-20”.

Tercero, el prefijo se escribe separado cuando acompaña a más de una palabra. Por ejemplo, en las expresiones “ella fue la ex primera dama”; “se declaró anti pena de muerte”; “es un documento pro derechos humanos”; “lo eligieron vice primer ministro”.

El uso incorrecto, generalmente, se manifiesta al dejarnos influenciar por los medios de comunicación o anuncios publicitarios que no necesariamente se ajustan a la norma y, por lo general, escriben deliberadamente. Detallar esos errores sería motivo para extendernos demasiado. En todo caso, siempre es necesario consultar la página de la RAE donde se puede encontrar, además, muchas otras novedades sobre el uso y la escritura correcta de nuestro idioma.