Todo el aparato de encuestas y de medios convencionales y digitales haciendo campaña por Keiko Fujimori y en contra de Pedro Castillo, fue ineficaz frente a la fuerza de la voluntad del pueblo olvidado del Perú.
De nada sirvieron los calificativos peyorativos, difamaciones y calumnias de terruqueo de Pedro Castillo, nadie podrá convencer al pueblo peruano que un profesor con trayectoria limpia, podía ser todo eso que decía la prensa que se ha ganado el repudio popular por defender causas y políticos indefendibles.
Si bien hay millones de peruanos que creyeron el eslogan de la defensa de la Democracia y fueron a votar por Keiko, es cierto también que no por odio sino por convicción moral la gran mayoría de demócratas que votaron por Pedro Castillo lo hicieron pensando en el doliente pueblo peruano que anhela un cambio con C y no con K.
El más del 50 % de peruanos votantes que votaron por Pedro Castillo no lo han hecho por Perú Libre ni por Vladimir Cerrón, ni por su ideario ni plan de gobierno, sino por el Profe que les genera confianza de honestidad y de identificación real con su realidad sujeta a la pobreza y al abandono.
Los que creen que Castillo será títere de Cerrón están muy equivocados, porque el Profesor ha demostrado tener un coraje y valor moral singulares, habiendo movilizado en el 2018 al magisterio desde los 4 rincones del Perú para venir a Lima, sin tener personería sindical reconocida por el Minedu, a demandar una reforma educativa verdadera, pasando meses en las calles, desfilando los maestros como almas en pena, sufriendo represión policial, enfermos y muertos por neumonía por ser mojados por rochabuses en el frío invierno, sin que la ministra les haga caso. Como les estaba hackeando la perversa reforma educativa ideologizada por el mal, les inventaron ser facción del Movadef para desacreditar la protesta. Fuimos testigos de excepción de esto, porque nos encontramos en las calles demandando lo mismo.
El Profesor grabó un video en el 2019 desde Chota con los padres de familia diciendo no a la ideología de género, en tanto Keiko con 73 congresistas, me consta que bloqueó un proyecto de ley de su propia bancada que prohibía la ideología de género en la educación, sin importarle los millones de padres en las calles clamando por la integridad de sus hijos.
Nunca menosprecies a nadie, tal vez un día sea Presidente.

Para más información, adquiere nuestra versión impresa o suscríbete a nuestra versión digital AQUÍ.

Puedes encontrar más contenido como este siguiéndonos en nuestras redes sociales de Facebook, Twitter Instagram.