El presidente del BCR, Julio Velarde, acaba de resaltar “que el ahorro privado ha alcanzado los S/ 156,704 millones, un nivel de 26.5% del PBI (3er. trimestre del 2020), que es la cifra más alta de los últimos 30 años” acotando que “la gente que mantuvo su trabajo no pudo gastar y sus ahorros han aumentado” (CADE 12/1/21).

Es por ello que el BCR “ha creado swaps para reducir las tasas de interés de créditos hipotecarios que han bajado, pero no tanto, porque con tasas de interés de crédito hipotecario más bajas, estos creciente depósitos -donde también figuran los retiros de las AFPs- podrían servir como cuota inicial para dinamizar un sector y con ello la economía” señaló.

En cuanto a las tasas, sólo el Interbank ha bajado cuatro puntos en promedio (15.88%), mientras que en los otros tres bancos grandes: BCP (13.46%), Scotiabank (16.32%) y el BBVA (13.29%), permanecen aún inalterables (SBS).

Sin embargo, no hay que perder de vista “la trampa (paradoja) del ahorro” que observa Lord Keynes en las recesiones: porque cuando los hogares (y las empresas) consumen menos, las empresas al recibir menos ingresos tienden a disminuir empleos, ante lo cual las familias aumenten sus ahorros por miedo a quedarse sin trabajo. Con esta caída del empleo caen los ingresos de las familias, porque ganan menos cuando no tienen trabajo, aumentando el ahorro por temor, disminuyendo el consumo y a renglón seguido la producción.

Por otro lado, el ahorro público se ha reducido de 7.4% (2019) a -4.4% (2020), y después de un largo período de 13 años “se registra un ahorro externo negativo de 0.7% del PBI” (Reporte de Inflación 18/12/20).

Esta reducción del ahorro público se refleja en la disminución del Fondo de Estabilización Fiscal (FEF), que en la prepandemia era de US$ 5,482 millones y se redujo a US$ 1 millón, caída que María Antonieta Alva, la exministra de Economía, explica que se debe a que los recursos del fondo, de dólares se convirtieron en soles, lo “que permitió una ganancia cambiaria de S/ 948 millones, y que a la fecha solo se habría utilizado S/ 1,000 millones de esos recursos” (8/9/20). Sin embargo, el FEF permanece vacío en las estadísticas oficiales.

En cuanto a las Reservas Internacionales Netas (RIN), que representan un seguro para la estabilidad económica, han venido creciendo sin pausa en los últimos 30 años colocándose en US$ 77,078 millones luego de haber sido negativas en 1988 (US$ 303 millones), pero, esa es otra historia.