En estos casi 100 primeros días de gobierno, el Perú realmente tiene 2 capitales.

Lima, donde el presidente Castillo es trofeo para ser capturado en Palacio por las manifestaciones callejeras de la oposición y/o para ser vacado por los congresistas en el Palacio Legislativo.

«Las Bambas» (Cotabambas-Chumbivilcas-Espinar), capital minera del Perú que con su votación de 96.4% hizo Presidente a Pedro Castillo. Con el bloqueo de 60 días que agregados a los 410 días anteriores, ha puesto en razón a MMG Chinalco: esta transnacional YA aceptó, en principio, incluir a las comunidades en su cadena de valor entendiendo que sin mineroducto es la única manera de operar todas las horas de todos los días de la duración del proyecto:

1.- Los megavehículos serían propiedad de las comunidades, con cuyas utilidades funcionarían escuelas de capacitación técnica para que puedan trabajar en la mina y agroindustrias.

2.- Los lugareños, desde sus comunidades hasta regiones, con voluntad empresarial serían proveedores de alimentos de los centros mineros.

3.- Entregar al Estado, de cada ejercicio minero anual, el 20% que le corresponde en su calidad de propietario natural del mineral; pues, es delito de apropiación ilícita el no entregarlo anualmente al Estado y también es delito de «prácticas corruptas en el extranjero» establecido en la OCDE del que son miembros Estados Unidos, Canadá, la Unión Europea, Japón y también China. Esta transnacional debe aceptarlo pagando de una vez lo correspondiente a 2020. De no hacerlo, está en delito flagrante, abrirle instrucción con detención preventiva a sus ejecutivos.

4.- El presidente Castillo prometió a Chumbivilcas devolverle su carretera restableciendo su carácter comunal.

Lo expuesto y otras urgencias, el Presidente debe hacerlo por Decreto de Urgencia: 1) Aceptar en la cadena de valor a las comunidades amazónicas adyacentes al oleoducto que ya hace semanas está bloqueado ; 2) Concluir la refinería de Talara e inaugurarla a fines de año pues se informa que solo le falta el 1% ; 3) Reservar el gas exclusivamente para petroquímicas, fuente de centenares de materia prima de laboratorio, base para nuevas industrias.

Si Castillo no lo hace, esta capital minera debe convocar a todo el sector extractivo nacional e imponerlo directamente.

Significa restablecer la legítima Haya Constitución de 1979 en observancia a su artículo 307: «Esta Constitución no pierde su vigencia… todo ciudadano investido o no de autoridad tiene el deber de colaborar en el restablecimiento de su efectiva vigencia».

Mira más contenidos siguiéndonos en FacebookTwitter Instagram, y únete a nuestro grupo de Telegram para recibir las noticias del momento.